Despliega el menú
Teruel

Andorra prohíbe jugar a la pelota y patinar en varias calles peatonales

El Ayuntamiento ha colocado señales de prohibición en algunas plazas y calles. Algunos vecinos critican la medida.

Cartel colgado en un bar contra la prohibición del Ayuntamiento de Andorra de jugar a la pelota en la calle.
Cartel colgado en un bar contra la prohibición del Ayuntamiento de Andorra de jugar a la pelota en la calle.
Heraldo.es

El Ayuntamiento de Andorra (Teruel) prohíbe jugar con balones y circular con patines en varias plazas y calles peatonales del municipio. En las últimas semanas ha colocado varias señales de prohibición en este sentido: "Prohibido jugar con balones y circular con patines en toda la plaza". Según explica la alcaldesa, Sofía Ciércoles, se trata de una medida "para facilitar la convivencia".

El Ayuntamiento decidió colocar las señales tras las quejas de algunos vecinos y de dueños de establecimientos, aunque no hay ninguna ordenanza ni normativa específica sobre este tema. Hay señales de 'prohibido jugar con balones y circular con patines' en la plaza del Ayuntamiento, la plaza del Regallo, la avenida de San Jorge y en las inmediaciones del colegio Juan Ramón Alegre.

"Es una medida de precaución para evitar conflictos. Los niños pequeños no causan ningún problema, y pueden jugar con pelotas pequeñas. Pero antes había niños mayores jugando a fútbol con balones de reglamento en las calles peatonales, molestando a gente que pasaba o que estaba sentada tomando algo en las terrazas. Usaban las puertas de las cocheras como porterías. También pasaban con patinetes a gran velocidad. Desde el Ayuntamiento tenemos que promover espacios de convivencia para todos los vecinos. Hay otros lugares para realizar actividades deportivas", explica la alcaldesa de IU.

No ha habido ninguna denuncia de la Policía Local por jugar con pelotas o patinar en las calles. "No hay ninguna alarma social con este tema. No hemos recibido ninguna queja oficial por la prohibición, aunque sabemos que la medida no gusta a todo el mundo", añade Sofía Ciércoles.

"Vamos para atrás"

La prohibición de jugar en estas zonas peatonales ha generado polémica y quejas en el pueblo. El mismo día que se colocaron las señales en la avenida de San Jorge, a mediados de mayo, los dueños de un bar de esa calle (El Grafitti) colgaron un cartel: "Aquí no nos molesta que jueguen los niños".

"Que en una calle peatonal no puedan jugar los niños nos parece una exageración. Los bares sí queremos que vengan familias con niños a las terrazas, y que jueguen en la calle. Podemos convivir todos sin necesidad de prohibir. Es cuestión de sentido común y de educación de los padres. Nuestro hijo de 7 años ya sabe que ahí no puede chutar fuerte. No es normal que en una calle peatonal como la avenida de San Jorge pasen a diario coches y furgoneta a gran velocidad y no dejen jugar a los niños", afirma Visi Amador, del bar Grafitti.

"Muchos estamos en contra de esta prohibición. Apenas hay espacios en el pueblo para que jueguen los niños al aire libre. Y luego nos quejamos de que son una generación de niños pegados a las pantallas. Estamos yendo para atrás", apunta Carlos Ginés, su marido.

"Una calle peatonal no es un lugar para jugar a fútbol o patinar. Hay otros espacios en el pueblo. Hicimos la pista de skatpark. Los chavales pueden jugar a fútbol en el polideportivo. El instituto está abierto para jugar en el recreo hasta final de junio. Y estamos buscando la manera de abrir en verano las instalaciones del colegio Juan Ramón Alegre, como se ha hecho otros años", señala la alcaldesa.

Polémica en La Almunia

Andorra no es el primer pueblo que prohibe jugar a los niños con la pelota en la calle. En La Almunia, el alcalde Victoriano Herráiz (PP) aprobó en 2014 una polémica ordenanza que prohibía a los mayores de 7 años jugar a la pelota en la vía pública y patinar a una velocidad superior a la de un peatón. Tras las elecciones municipales de 2015, el nuevo equipo de gobierno PSOE-CHA eliminó esta prohibición y retiró las señales de la calle.

Etiquetas
Comentarios