Despliega el menú
Teruel

Seis embarazos de golpe, el mejor regalo de Navidad para un pueblo de Teruel

Con solo 480 vecinos, seis parejas de la localidad esperan un bebé, una cifra que ya se registró en 2010. El Ayuntamiento celebra este aumento de la natalidad coronando el árbol de Navidad con una figura del ave símbolo del nacimiento

El árbol de Navidad de La Puebla de Valverde, con la cigüeña en lo más alto
El árbol de Navidad de La Puebla de Valverde, con la cigüeña en lo más alto
Heraldo

Por segunda vez desde 2010 el enorme árbol de Navidad -de siete metros de alto- de La Puebla de Valverde vuelve a estar coronado por la figura de una cigüeña. Y es que este ave que popularmente anuncia la llegada de un bebé ha regresado a esta localidad situada a los pies de las pistas de esquí de Valdelinares y Javalambre. Si aquel año hubo seis embarazadas en vísperas de Nochebuena, la misma cifra se registra estos días, motivo por el cual la alegría se ha desbordado en el pueblo, contento por aumentar el número de habitantes.

“Seis embarazadas de golpe son muchas, eso no ocurre todos los años”, afirma el concejal Gilberto Doñate, quien atribuye la regeneración poblacional a los puestos de trabajo que se han creado en la zona en los últimos años, tanto en las pistas de esquí como en industrias que se han instalado. Aclara que entre las parejas que esperan un niño hay algunas que residen habitualmente en la capital turolense -a 25 kilómetros- pese a trabajar alguno de sus cónyuges en La Puebla de Valverde, pero destaca que “todas son hijas del pueblo y tienen casa aquí, aunque sea para las vacaciones y fines de semana”.

Los primeros en tener a su bebé en brazos serán Arantxa y Chimo, que esperan el alumbramiento para el próximo 28 de diciembre. Los últimos en ser padres serán Alba María y Luis Manuel, que no tienen fecha hasta junio de 2018. Entre ambas fechas nacerán los hijos de Asun y Raúl, María Puerto y David, Belén y Enrique y Mariana y Avelino.

La fiesta navideña en La Puebla de Valverde comenzó ya ayer con la decoración del árbol de Navidad, formado por un tronco recubierto de un tubo metálico al que se le añaden ramas fruto del saneamiento de un pinar cercano. Además de la cigüeña, se colgaron en el árbol los adornos elaborados con goma-espuma por los más pequeños de la localidad, quienes también han realizado tarjetas de Navidad, una de las cuales ha servido al Ayuntamiento para felicitar las fiestas.

Los villancicos sonaron ayer por todo el pueblo mientras los vecinos daban buena cuenta del chocolate caliente preparado por el Ayuntamiento.

Etiquetas
Comentarios