Despliega el menú
Teruel

Una mujer, condenada a indemnizar al Ayuntamiento de Teruel con 1.671 euros por estrellar su coche contra un semáforo

La acusada, que tendrá que realizar 36 jornadas de trabajos en beneficio de la comunidad, conducía bajo los efectos del alcohol

La Carretera de Alcañiz en Teruel, donde tuvo lugar el accidente
La Carretera de Alcañiz en Teruel, donde tuvo lugar el accidente
Jorge Escudero

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número dos de Teruel ha condenado a una mujer a 36 jornadas de trabajos en beneficio de la comunidad y a indemnizar al Ayuntamiento de Teruel con la cantidad de 1.671,50 euros por haber perdido el control de su coche, invadir la zona peatonal y chocar con el semáforo en el cruce entre las calles Carretera de Alcañiz y Santa Amalia de la capital turolense. Además, no podrá conducir vehículos a motor ni ciclomotores durante 10 meses.

Los hechos ocurrieron el pasado 18 de noviembre sobre las 5.10 de la madrugada, cuando la acusada conducía su vehículo por las calles de la ciudad bajo la influencia de una intoxicación etílica, lo que mermó sus reflejos y ocasionó el accidente. Al serle realizada la prueba de alcoholemia, la mujer dio en la primera comprobación 0,50 miligramos de alcohol por litro de aire expirado mientras que en la segunda prueba arrojó una tasa de 0,47, casi el doble de lo permitido.

La acusada reconoció los hechos y se conformó con la pena solicitada por el Ministerio Fiscal. Según se relata en la sentencia, cuando la Policía llegó al lugar del suceso, la mujer presentaba claros síntomas de embriaguez, como un aspecto externo de suciedad y nerviosismo, mirada con ojos enrojecidos, rostro congestionado, aliento con hedor a alcohol y exposición verbal de forma embrollada. La indemnización que deberá abonar al Ayuntamiento responde a los daños que el siniestro ocasionó en la vía pública.

Reincidente

Otro hombre ha sido condenado por el Juzgado número dos de Teruel por conducir ebrio y causar daños en la vía pública, esta vez en la carretera N-420 (Córdoba-Tarragona) en el punto kilométrico 584,200, a la altura del término municipal de la capital turolense. Los hechos ocurrieron el pasado 29 de octubre a las 23.30, cuando el procesado, bajo la influencia de una intoxicación etílica, se salió de la vía en dos ocasiones: primero por el margen izquierdo metiéndose en una isleta y otra por el margen derecho volcando en la cuneta.

En la primera prueba de alcoholemia, este conductor arrojó 0,69 miligramos de alcohol por litro de aire expirado, tasa que en el segundo examen se mantuvo igual. El acusado, que ya fue condenado en junio de 2016 por un Juzgado de Valencia como autor de un delito contra la seguridad vial, tendrá que realizar ahora 60 jornadas de trabajos en beneficio de la comunidad e indemnizar al Ministerio de Fomento con 446, 11 euros. Además se le priva del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por el plazo de 28 meses.

Etiquetas
Comentarios