Despliega el menú
Teruel

Las multas de tráfico crecieron un 29% en 2016 y se concentraron en las zonas azules

La Policía Local tramitó 8.958 denuncias el año pasado frente a las 6.910 de 2015.

Las zonas azules como la de la imagen concentran el 70% de todas las denuncias de 2016.
Las zonas azules como la de la imagen concentran el 70% de todas las denuncias de 2016.
Jorge Escudero

La Policía Local de Teruel formuló 8.958 denuncias por infracciones de tráfico en 2016, un 29% más que en 2015, que se quedó en 6.910 sanciones. Según la memoria policial del año pasado, presentada ayer, el número de multas fue casi un tercio superior al de 2015 –que experimentó una notable caída– y vuelve a cifras similares a las de 2014. Los accidentes de tráfico también crecieron en 2016 hasta alcanzar los 466, un 8% de incremento.

La gran mayoría de las multas se concentraron en las calles de estacionamiento de pago o de zonas azules, con un 70% del total, frente al 63% de 2015. El segundo motivo de sanción fue la infracción leve por estacionamiento indebido, con 1.534 denuncias. A continuación, aparecen el estacionamiento en zonas de carga y descarga, con 357 sanciones; y aparcar sobre las aceras, con 195.

Las calles donde se registraron más denuncias fueron las rondas de Dámaso Torán y Ambeles, con 1.660 y 1.517 multas, respectivamente. A mucha distancia les siguieron en el ranquin de multas la calle Yagüe de Salas, con 461; avenida de Aragón, con 433; y la calle Joaquín Arnau, con 429. El resto de calles están por debajo de 400 denuncias. El paseo del Óvalo, una zona de frecuente estacionamiento indebido se quedó con 70 multas.

El intendente jefe, Santiago Hernández, se felicitó de que el año pasado no se produjera ningún accidente de tráfico con fallecidos, lo que supone siete años seguidos sin víctimas mortales. De los 466 siniestros acumulados, 442, el 95%, solo causaron daños materiales; en 29 hubo heridos leves y en 4, graves.

Los delitos contra la seguridad vial cayeron ligeramente, al pasar de 44 en 2015 a 42 el año pasado, 29 de ellos por conducir bajo los efectos del alcohol;  9 por conducir sin carné. Hernández consideró preocupante la cifra de denuncias derivadas de conducir a la vez que se maneja un teléfono móvil, 60, una cifra similar a la de 2015.

Las denuncias por infracciones urbanísticas siguieron cayendo y el año pasado se tramitaron solo 11, menos de la mitad que en 2015, que alcanzó las 23. Entre los expedientes abiertos, hubo dos de edificación ilegal, una de las cuales fue demolida. El número de denuncias no ha dejado de caer desde que se creó esta área en 2009, año en el que se acumularon 91 denuncias. La crisis inmobiliaria y el control policial han frenado la edificación irregular.

El nuevo cuartel, sin financiar

El concejal delegado de la Policía Local, Jesús Fuertes, recordó que cada año crece la intervención de la Policía Local con nuevas funciones. Señaló que este cuerpo policial ejerce en muchos casos de intermediario entre el Ayuntamiento y los ciudadanos, además de colaborar con los órganos judiciales. La plantilla policial está formada por 46 agentes. Fuertes anunció la recepción en breve del proyecto de la nueva sede de la Policía Local, que se levantará en el Polígono Sur con un presupuesto aproximado de 800.000 euros pendiente de financiar.

Etiquetas
Comentarios