Teruel

DGA cerrará uno de los tres abrigos de pinturas rupestres de Alcañiz

El objetivo es hacer estos lugares visitantes "con todas las garantías" para la protección de los hallazgos.

Pinturas halladas en el refugio de Mas del Obispo. El significado de los símbolos, resaltados en rojo, está siendo estudiado.
Descubiertos en Alcañiz tres abrigos con pinturas rupestres
Taller de Arqueología de Alcañiz

El Gobierno de Aragón realizará en breve el cerramiento del Mas del Obispo de Alcañiz (Teruel) donde se ha documentado uno de los tres nuevos abrigos de pinturas rupestres hallados en esta zona, que han comenzado el proceso para ser declarados Bien de Interés Cultural (BIC).

Así, una vez superado el trámite de la aprobación de los presupuestos de la Comunidad Autónoma el Ejecutivo adjudicará próximamente las obras para realizar el cerramiento, del que ya estaba realizado el proyecto, al tiempo que se elaboran los otros dos proyectos de cerramiento.

Así lo ha explicado José Antonio Benavente, uno de los miembros del Taller de Arqueología de Alcañiz que dirige la investigación, junto al experto que ha hallado las pinturas, Jesús Carlos Villanueva.

El objetivo, ha recordado Benavente, es hacer estos lugares visitantes "con todas las garantías" para la protección de los hallazgos.

El Boletín Oficial de Aragón publicó hace unos días el inicio del procedimiento para declarar estos enclaves Bien de Interés Cultural (BIC), en los que se han hallado muestras de arte rupestre levantino ( Patrimonio de la Humanidad por la Unesco), así como figuras esquemáticas por primera vez en esta zona.

En los abrigos del Corral de las Gascas y Barranco del Muerto, los investigadores han hallado figuras de arte rupestre levantino, mientras que en el Mas del Obispo han localizado por primera vez un panel de pinturas esquemáticas, que hasta ahora no estaban documentadas en el Bajo Aragón.

Las investigaciones de estos abrigos, ha añadido Benavente, se enmarcan en un proyecto sobre huellas y evidencias humanas en soportes rupestres de Alcañiz."Nos planteamos el estudio de estos abrigos en relación con los asentamientos humanos, los hábitats", ha explicado el investigador, ya que han localizado varios yacimientos prehistóricos en esta misma zona, con restos de talla de silex.

En esta línea, cobra fuerza la teoría de que algunas de estas pinturas funcionaran a modo de señales de un camino natural por los "sitios que transitaban los hombres prehistóricos".

Una hipótesis que ha formulado a partir de estos hallazgos el investigador Manuel Bea, ya que como explica Benavente, todos los hallazgos están "en una misma val, un camino natural entre dos cuencas, la del Matarraña y la del Guadalope".

De hecho, la antigua vía de ferrocarril Val de Zafán ha seguido ese camino y debajo del trazado hay una antigua acequia.

Uno de los hallazgos, el del Barranco del Muerto, representa a un arquero que tiene una altura de entre 70 y 80 centímetros, unas dimensiones más grandes de lo que es habitual. "En la época en la que se pintó era perfectamente visible desde el valle, en una posición que hace referencia a la caza", apunta Benavente.

El investigador ha puesto en relación estos abrigos con otros hallazgos de la zona como Val del Charco, un ciervo hallado en Caspe y otras figuras humanas en Torrecilla de Alcañiz, "no se descarta que algunos puedan haber sido pintados por la misma mano".

Etiquetas
Comentarios