Despliega el menú
Teruel

Aumentan las listas de espera en Radiología del Obispo Polanco por falta de especialistas

De las diez plazas de facultativo que hay en la plantilla del Servicio, solo ocho están ocupadas. Los pacientes aguardan siete meses para un TAC y ocho para una resonancia magnética.

Las listas de espera en el servicio de Radiología del hospital Obispo Polanco son un problema endémico.
Las listas de espera en el servicio de Radiología del hospital Obispo Polanco son un problema endémico.
A. García/Bykofoto

La plantilla de radiólogos del hospital Obispo Polanco de Teruel no está cubierta en su totalidad, lo que está provocando un aumento progresivo de las demoras en la realización de las distintas pruebas que ofrece el centro sanitario. El retraso se suma al ya existente en la especialidad desde hace años debido a un incremento paulatino de la demanda de estudios de diagnóstico por imagen y a la escasez de profesionales.

De las diez plazas de especialista que hay en la plantilla, solo ocho están cubiertas. El pasado mes de febrero, se marchó a otro destino uno de los facultativos que trabajaban allí mientras que en diciembre de 2015 dos radiólogos decidieron voluntariamente reducir su trabajo a media jornada, lo que supone otro puesto libre.

Fuentes médicas no pudieron concretar ayer el incremento del retraso que han experimentado las pruebas radiológicas debido a la falta de un 20% de los especialistas, pero confirmaron que esta circunstancia "está influyendo en la demora". "Llevamos poco tiempo en esta situación, pero ya se nota", advirtieron las mismas fuentes.

En estos momentos, la espera que asumen los pacientes para someterse a una resonancia magnética no urgente es de ocho meses. Quienes tienen que realizarse un escáner o TAC ‘normal’ aguardan en torno a siete meses. Si esta última prueba está considerada por el médico que la prescribe como ‘preferente’, la demora se reduce a 4 meses.

Un paciente que prefiere permanecer en el anonimato no ocultó ayer su malestar tras conocer por boca de los profesionales sanitarios que el plazo de tiempo que tendrá que esperar para someterse a una resonancia magnética de rodilla –no preferente– será de unos ocho meses.  "Conseguir cita para el traumatólogo cuesta mes y medio; la resonancia, 8 meses; la lectura e interpretación de la misma, 2 meses más y, si finalmente necesito quirófano, habrá que añadir otros 6 u 8 meses de espera; en total, dos años para solucionar un problema de rodilla", se quejó.

También una mujer ha difundido por internet una carta en la que relata que su madre ha fallecido en los últimos días sin que se le haya podido realizar en el hospital Obispo Polanco el estudio de TC o escáner con carácter preferente que había solicitado su médico y para el que se le dio fecha cuatro meses más tarde. La autora de la misiva lamenta que ella misma había solicitado que se le adelantara el día de la prueba a su progenitora, operada recientemente y en periodo de recuperación.

Desde el Departamento de Sanidad del Gobierno aragonés señalaron ayer que los radiólogos "escasean", como lo demostraría el hecho de que en toda la Comunidad Autónoma haya 17 plazas vacantes de esta especialidad. Agregaron que se están buscando facultativos para el hospital Obispo Polanco, si bien matizaron que no es fácil hallarlos, al tratarse de un centro sanitario periférico. Las mismas fuentes oficiales subrayaron que "los casos urgentes y necesarios no tienen demora".

Concurso de traslados

El sindicato médico CESM-Teruel recordó que en el hospital Obispo Polanco también hay una plaza vacante en la unidad de otorrinolaringología y otra en traumatología y que esta falta de especialistas puede verse agravada a corto plazo con la puesta en marcha del próximo concurso de traslados que convoca el Gobierno aragonés.

Desde CESM-Teruel piden a la DGA que solucione el problema de la falta de médicos en los hospitales periféricos incentivando la llegada y permanencia de los facultativos. La formación sindical explicó que algunos profesionales quieren trabajar en sus lugares de origen y otros ejercer en hospitales más grandes.

Etiquetas
Comentarios