Despliega el menú
Teruel
Suscríbete

La CHE repone la pasarela destruida por la riada de 2013 sobre el río Martín en Oliete

El organismo ha asumido los 106.000 euros de esta actuación "por razones excepcionales".

La Confederación Hidrográfica del Ebro ha repuesto la pasarela sobre el río Martín en Oliete (Teruel), destruida en la riada de agosto de 2013, que afectó a varias localidades de la zona y dejó un fallecido.

La pasarela metálica ha sido fabricada y ensamblada en un taller y este viernes ha sido izada y colocada sobre los nuevos apoyos construidos, en presencia del director general del organismo, Xavier de Pedro.

El organismo, informa la CHE, ha destinado 106.000 euros a esta actuación que ha asumido "por razones excepcionales y ante la situación en la que quedó el municipio tras las avenidas".

La pasarela facilita el paso del río en el tramo urbano, ligado a la Ruta Ibérica, una de las que surcan el Parque Cultural del río Martín.

Además, ha destacado el presidente de la CHE, la nueva estructura cumple con mayores garantías frente a avenidas, ya que aumenta la altura y la longitud.

De Pedro también ha visitado en Híjar, en las proximidades de su casco urbano, una de las acciones de limpieza que está ejecutando la Confederación desde el pasado mes de diciembre en el cauce del río Martín, que suponen una inversión de algo más de 117.000 euros.

Estas limpiezas se desarrollan en los municipios de Albalate del Arzobispo, Urrea de Gaén, Híjar, Samper de Calanda, Jatiel, Castelnou en Teruel y Escatrón, en Zaragoza, y consisten en actuaciones puntuales a lo largo de casi 35 kilómetros del río y en tramos lineales en un total de 6,2 kilómetros.

La CHE ha invertido además otros 600.000 euros en reparar los daños por las fuertes crecidas, centradas en limpiezas de cauces, retiradas de taponamientos, en Oliete, Albalate del Arzobispo, Ariño, Josa y Hoz de la Vieja, a lo que se han unido reparaciones y estabilizaciones de defensas (escolleras y gaviones) en los tres municipios más afectados, Oliete, Albalate del Arzobispo y Hoz de la Vieja.

Estos trabajos se enmarcan dentro de las actuaciones de conservación de cauces que la Confederación Hidrográfica del Ebro desarrolla en toda la Cuenca para detectar zonas potencialmente peligrosas y mejorar la capacidad de desagüe del río, evitando los desbordamientos.

Etiquetas