Despliega el menú
Teruel
Suscríbete
última HORA horaAragón confirma 51 contagios, veinte más que hace siete días antesAragón confirma 51 nuevos contagios de covid, veinte más que hace una semana

Teruel

Los trabajadores de la residencia Turia se concentran para mostrar su rechazo al cierre

Los residentes y los trabajadores de la residencia Turia de la capital turolense han comenzado este martes una serie de concentraciones, que tendrán lugar a las 10.30 todos los días.

Los residentes y los trabajadores de la residencia Turia de la capital turolense han comenzado este martes una serie de concentraciones, que tendrán lugar a las 10.30 todos los días, para mostrar su rechazado a un posible cierre de las instalaciones. 

El consejero de Sanidad, Bienestar Social y Familia del Gobierno de Aragón, Ricardo Oliván, anunció hace una semana que su departamento estudia la posibilidad de cerrar esta residencia por deficiencias, trasladando a los ancianos y a los trabajadores a la residencia Javalambre.

Ni los residentes, ni los trabajadores han querido hacer declaraciones en esta primera concentración, que ha durado 5 minutos y que ha tenido lugar a las puertas de la residencia en la céntrica calle Yagüe de Salas.

No obstante, el responsable del área de Función Pública de UGT en Teruel, Aurelio Palomares, ha considerado que el cierre "no estaría justificado". Por eso, "han decidido manifestarse todos los días y de forma indefinida, a las 10.30 horas, durante cinco minutos" y se ha iniciado una campaña de recogida de firmas para rechazar esta posible salida y "si no cambian las cosas, más adelante se tomarán otras medidas" que no ha querido desvelar.

El objetivo, ha recordado, es evitar el cierre de la Residencia Turia porque esta decisión "afectaría a las personas mayores que llevan muchos años aquí y es como su casa, el cambio de costumbres va a ser muy pesado".

A pesar de que se ha garantizado su realojo en la residencia Javalambre, también en la capital, Palomares ha afirmado que los residentes "están disgustadísimos por tener que irse a otro sitio", porque "tienen su forma de vida en el Centro y les supone un trastorno terrible, más a estas edades".

También es un problema para los 56 trabajadores con los que cuenta la residencia, porque aunque se ha garantizado que en caso de cierre se les trasladaría también a la residencia Javalambre "tienen mucha incertidumbre" ya que "no saben qué va a pasar con ellos o con los interinos que hay en la otra residencia".

Etiquetas