Despliega el menú
Teruel
Suscríbete

Plan de ajuste en el Ayuntamiento

Teruel amortizará 21 plazas de interinos

Siete de ellas son vacantes que no se cubrirán y el resto se reparten entre el personal del consistorio y la Gerencia de Urbanismo.

El Ayuntamiento de Teruel amortizará 21 plazas de interinos, 7 de ellas son vacantes que no se cubrirán y el resto se reparten entre el personal del consistorio y la Gerencia de Urbanismo. Es una de las primeras medidas dentro del Plan de Ajuste, aprobado por el Ayuntamiento para acogerse al plan de pago a proveedores, que pretende ahorrarse unos 468.000 euros al año.

El alcalde de Teruel, Manuel Blasco, ha asegurado que "es un disgusto" tomar medidas así, pero que las circunstancias actuales "obligan". El Plan de Ajuste incluye también subida de impuestos, reducción de gastos y un intento de que los servicios municipales dejen de ser deficitarios.Medidas para reducir gastos del consistorio

En rueda de prensa, Blasco ha señalado que dentro de las medidas para reducir gastos del consistorio se incluye "una reducción sustancial" del personal del consistorio.

Así, se amortizarán un total de 21 plazas de personal interino: 7 son vacantes que no se cubrirán, otras 7 plazas pertenecen a servicios municipales (limpieza, infraestructuras, patrimonio y auxiliar administrativo) y otras 7 a la Gerencia de Urbanismo porque "está sobredimensionada" con la reducción de la actividad urbanística, ha estimado el alcalde.

En este último caso, Blasco ha anunciado que "se fusionarán las áreas de Servicios Generales y Disciplina Urbanística". A estas plazas hay que unir otras dos que ya se amortizaron con la fusión de las empresas públicas Urban y Reviter el pasado mes de diciembre.

El primer edil ha indicado que los contratos terminarán el próximo 31 de agosto, al tiempo que ha señalado que con la medida el consistorio se ahorrará unos 468.000 euros anuales.

Además, ha destacado que también se ajustará la plantilla a las necesidades reales, al tiempo que intentará acabar con el empleo precario. La medida ya ha sido comunicada a los trabajadores afectados, y también a la representación sindical del Consistorio, ha puntualizado Blasco.

El alcalde también ha anunciado que la Gerencia de Urbanismo abrirá una oferta pública de empleo, para convertir a fijos, los puestos de trabajo que no se amortizan. En la actualidad tiene 26 trabajadores, 7 de los cuales son funcionarios, otras siete plazas se amortizarán y las 12 restantes que, ahora están ocupadas por interinos, pasarán a ser de personal laboral fijo. Según ha indicado Blasco, se puede hacer esta oferta porque en el año 2004 se convocó oficialmente, aunque no llegó a realizarse.

El alcalde de Teruel ha asegurado que para el equipo de gobierno (PP) amortizar estas plazas "no es un plato de gusto, al revés, es un disgusto", ya que "no es agradable comunicar a estas personas que se va a amortizar su plaza". Aún así, ha señalado que "es nuestra obligación administrar lo mejor posible el Ayuntamiento" de forma que "si la actividad económica ha bajado mucho, nos vemos obligados" a tomar decisiones de este tipo.

Otras medidas

Manuel Blasco también ha considerado, en principio "no habría que volver a tocar la plantilla en el futuro". A pesar de esto, Blasco ha manifestado que más adelante "podría haber reajustes internos de funcionarios que pasen de un sitio a otro", al tiempo que "puede haber discusiones sobre si las empresas públicas o la Gerencia tienen que continuar o no".

Es una de las primeras medidas que se aplican en el marco del Plan de Ajuste, necesaria además para elaborar los presupuestos de 2012 para los que todavía no hay fecha, pero Blasco ya ha anunciado que no es la única. Según ha recordado, uno de los objetivos de ese plan es "la seriedad" en la búsqueda de unas cuentas públicas reales "que se puedan cumplir".

Por eso, entre las medidas se incluye la reducción de gastos, con estas amortizaciones, pero también con la reducción de subvenciones y ayudas a entidades y asociaciones; el incremento de ingresos, a través de la subida de determinados impuestos y tasas públicas, como el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) o el Impuesto de Construcciones y Obras (ICIO); y la "autofinanciación" de los servicios públicos, para que conseguir que algunos como el de transportes, deportes o escuelas infantiles municipales "dejen de ser deficitarios".

Con todo esto, Blasco ha confiado en que "se elimine uno de los problemas" del Ayuntamiento, y de otras administraciones públicas que se han convertido "en los principales morosos", sobre todo porque "se gastaba lo que no había".

Finalmente, el primer edil ha apuntado que la deuda municipal se ha reducido entre noviembre de 2010 y marzo de 2012, el tiempo en el que el PP ha estado al frente del consistorio, de los 60,6 millones de euros a los 48 millones de euros actuales "no porque tengamos una varita mágica, sino porque no hemos recurrido al crédito".

Además, ha indicado que en los años 2013, 2014 y 2015 el consistorio turolense tendrá que hacer "un esfuerzo" para amortizar los créditos, con cuantías de más de 7 millones de euros, 5,7 millones de euros y 5,8 millones respectivamente.

Etiquetas