Teruel
Suscríbete

URBANISMO

Expropiación para derribar el muro que corta una calle

El Ayuntamiento de Teruel ha iniciado el proceso de expropiación que permitirá demoler el muro que, de forma sorprendente, corta una travesía de la avenida de Sagunto desde hace décadas, lo que dificulta las comunicaciones en una zona del Ensanche. Se trata de una de las principales lagunas en el urbanismo del barrio más poblado de la ciudad. El Consistorio prevé corregir la situación, si no surgen imprevistos, en un año.

El concejal delegado de Urbanismo, Luis Muñoz, explicó que, ante la imposibilidad de desbloquear la eliminación de este auténtico "muro de la vergüenza" mediante negociaciones, el Consistorio acomete la vía expropiatoria. A juicio del concejal, esta es la vía más segura para conseguir regularizar la urbanización de una calle que mejorará la accesibilidad de la zona denominada 'Frente a la Salle', en proceso de urbanización.

Luis Muñoz señaló que el vial cortado por la pared se convertirá en un "nudo de comunicaciones" entre el Ensanche y La Fuenfresca y tendrá una incidencia significativa en una zona con mucha población y en expansión.

El concejal de Urbanismo reconoció que el Ayuntamiento lleva demasiados años intentando resolver el problema, porque la presencia de un muro que corta el paso por una calle, de acera a acera, es un auténtico "sinsentido". Los números 64 y 66 de la misma vía están en la práctica incomunicados al levantarse entre ellos una gruesa pared de casi dos metros de altura.

El muro se levantó por vecinos de la zona baja de la calle ante el peligro de sufrir inundaciones por las aguas pluviales del entorno, en ocasiones cargadas de arcilla, que los sistemas de drenaje no podían absorber. Luis Muñoz garantiza la voluntad municipal de que la eliminación de la pared no provoque inundaciones de garajes o bajos en las fincas de la calle.

Etiquetas