Despliega el menú
Teruel

TERUEL

La recaudación del impuesto de construcción se desploma

Debido a la crisis, en el primer semestre de 2009 el Ayuntamiento solo ha ingresado 465.000 euros, el 13% de la previsión para este año

El Ayuntamiento de Teruel ha recaudado en el primer semestre de 2009 por el impuesto sobre construcciones, instalaciones y obras (ICIO) 465.000 euros, lo que supone el 13% del total previsto para todo el año, 3,5 millones de euros. La caída del ICIO, uno de los tributos con más poder recaudatorio, respecto a las previsiones municipales se debe, según el equipo de gobierno PAR-PSOE, a la paralización del mercado inmobiliario y la crisis.

La portavoz del PP, Emma Buj, achacó el rotundo incumplimiento de las previsiones recaudatorias del presupuesto de 2009 a “malas prácticas presupuestarias”, consistentes en incluir partidas de ingresos muy abultadas a sabiendas de que no se podrán cumplir. Esta tendencia, unida a la ejecución de las previsiones de gasto, agrava el endeudamiento del Ayuntamiento que, según Buj, se encuentra en una situación tan apurada que “si fuera una empresa privada comportaría la quiebra y la suspensión de pagos”. El incumplimiento de la previsión de recaudación del ICIO en 2009 se suma al de 2008, cuando, frente a unos ingresos presupuestados de 4 millones, se ingresaron 1,6.

La concejala delegada de Hacienda, la aragonesista Carmen Alonso, admitió que las previsiones de ingresos por el impuesto de construcción no se están cumpliendo, un hecho que atribuyó a la escasa actividad edificatoria, pero, “sobre todo”, a la paralización de proyectos empresariales cuyo desarrollo estaba previsto para 2009”.

La concejala no dio por perdidas estas iniciativas industriales, aunque reconoció que es imprevisible cuándo se podrán llevar a cabo. La edil aclaró, no obstante, que todavía queda el segundo semestre del año y la situación podría corregirse en favor del Ayuntamiento.

La portavoz del PP afirmó que presupuestar ingresos por encima de unas previsiones realistas ha propiciado el elevado endeudamiento municipal, que cifró en 53 millones de euros. Emma Buj criticó también que el Consistorio vaya a contraer un crédito de 6 millones de euros para cubrir gastos ordinarios. Pero reconoció que, sin esta inyección económica, el Ayuntamiento “no podría pagar a sus proveedores ni las nóminas de sus trabajadores”.

El presidente de la Comisión de Hacienda, el popular Fernando Guillén, añadió que la deuda municipal se ha disparado en los seis años de coalición PSOE-PAR en el equipo de gobierno, pasando de 15 a 53 millones de euros, una cantidad que suma los 42 millones en préstamos contraídos, los 6 que firmará para gasto corriente y 5 adeudados por las obras de la Vía Perimetral.

La delegada de Hacienda reconoció que mientras que las previsiones de gastos se cumplen en líneas generales, las de ingresos en ocasiones no se materializan, lo que genera déficit. Carmen Alonso rechazó las cifras de deuda manejadas por el PP.

Señaló que los 6 millones para gasto corriente se acogen a una línea especial del Gobierno que no precisan de la autorización de la DGA, preceptiva para cualquier otro crédito que firme el consistorio. Alonso aclaró que este ‘agujero’ financiero se ha generado desde 1998 por la realización de gastos con cargo a ingresos que finalmente no se produjeron.

La segunda más endeudada

La elevada deuda municipal -42 millones de euros- sitúa a Teruel como la segunda capital más endeudada por habitante, solo por detrás de Madrid. Entre las causas de la acumulación de créditos, PSOE y PAR apuntan a la cofinanciación del programa europeo Urban II, un argumento que el PP_tacha de simple excusa.


Etiquetas