Despliega el menú
Teruel
Suscríbete

TERUEL

Endesa invertirá 140 millones de euros en la modernización de la térmica de Andorra

Problemas para alojar a los 1.000 trabajadores que pasarán por el complejo eléctrico con las reformas.

Endesa invertirá más de 140 millones de euros en modernizar la central térmica de Andorra, un proceso que acaba de iniciarse y se prolongará hasta el año 2012. Concretamente, en los próximos dos meses, la multinacional prevé una inversión de 18 millones de euros para sustituir los tres rotores del Sector 3 del complejo térmico.

La empresa ya invirtió alrededor de 54 millones de euros el pasado año en adecuar las instalaciones para el proceso de desulfuración, que permite reducir considerablemente la emisión de azufre procedente de la quema de carbón por la chimenea de expulsión de gases.

La inversión prevista para los próximos años en el incremento de la fiabilidad de las calderas asciende a 26 millones de euros. El pasado miércoles el boletín oficial de la Unión Europea publicaba la licitación de esta reforma, que deberá acometerse entre 2008 y 2012. La empresa eléctrica prevé destinar otros 43 millones a diversas mejoras de los sistemas de control, de los interruptores de alta tensión y a otras actuaciones.

El director de la central, Florencio Alonso, indicó que durante este año y el próximo se realizará la inversión "más importante" para reformar los tres grupos de la térmica. El pasado lunes se produjo una llegada masiva de trabajadores para efectuar las reparaciones en los rotores de la térmica. Durante los próximos 65 días, casi mil obreros de diferentes subcontratas pasarán por el complejo térmico, con puntas de unos 600 empleados externos y una media diaria de 300. La dirección y supervisión de todas las reparaciones corresponderá a los técnicos de Endesa, mientras que las subcontratas se encargarán de su ejecución.

Alojamientos saturados

Los cientos de trabajadores movilizados por las reformas en la central térmica se sumarán a los 200 empleados que la empresa Cemex tiene previsto contratar en los próximos meses para construir la planta cementera que se ubicará en el polígono del Pean, a escasos metros del complejo térmico. Esta intensa actividad laboral colapsará la oferta de alojamientos de toda la comarca de Andorra.

Ante la creciente demanda hostelera, se ha preparado una gran carpa que servirá como comedor en el Hotel Santa Bárbara de Andorra para responder a la avalancha de trabajadores eventuales.

El alojamiento está dando más quebraderos de cabeza, y muchos empleados tienen que desplazarse a localidades próximas como Alcañiz, Calanda o Alcorisa ante la escasa oferta hotelera. En total, la Comarca de Andorra-Sierra de Arcos suma menos de 500 camas disponibles entre los 15 establecimientos abiertos.

Tanto el Ayuntamiento como los empresarios locales reconocen esa carencia. El alcalde de Andorra, Luis Ángel Romero, consideró, no obstante, que "ojalá todos los problemas fueran como este, porque significa que hay trabajo". Añadió que el Consistorio se está planteado reformar el edificio de San Macario para reabrir el albergue municipal y poder atender así las necesidades de los trabajadores.

Por su parte, el presidente de la Asociación Empresarial de Andorra e impulsor de la carpa que sirve de comedor, Juan Ciércoles, acaba de presentar un proyecto de ampliación del hotel que sumará 70 habitaciones. "Andorra está en fuera de juego respecto a la oferta de alojamiento", puntualizó el empresario.

Continuidad "asegurada"

La pasada semana, el Consejero Delegado de Endesa, Rafael Miranda, estuvo de visita en Andorra. El representante de la eléctrica recalcó que las obras de reforma "aseguran" la continuidad de las instalaciones. Explicó que la reparación en los rotores de la central "garantiza, como mínimo, 100.000 horas más de actividad".

Además, el consejero delegado de Endesa aseveró que el compromiso de la compañía con Aragón "se mantendrá en el futuro". Miranda explicó que en los últimos cuatro años la multinacional energética ha invertido más de 1.000 millones en Aragón y que en los próximos cuatro años la cifra aumentará hasta los 1.300.

Etiquetas