Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

CONFLICTO POR LOS BIENES

Sanz reclama de nuevo tres obras de su diócesis

El administrador de Huesca ha enviado una segunda carta al obispo de Lérida para pedirle las piezas de Berbegal y Peralta.

El administrador apostólico de Huesca, Jesús Sanz, espera que a la segunda vaya la vencida. Tras la solicitud que hizo en enero al obispo de Lérida para que diera los pasos necesarios de cara a la devolución de tres obras sacras procedentes de Berbegal y Peralta de Alcofea que se encuentran en depósito en Cataluña, Sanz ha enviado una segunda carta a Joan Piris en la que reitera su petición.

Según fuentes próximas a la diócesis catalana, la misiva, que llegó a Lérida a finales de abril, insiste en los argumentos que ya planteó el entonces prelado de Huesca en su primera comunicación por este asunto, y que ya fue contestada por Piris, quien se escudó en la negativa del Consorcio que gestiona el Museo Diocesano y Comarcal de Lérida -donde se encuentran las piezas- para justificar la imposibilidad de entregar el frontal de El Salvador de Berbegal, la tabla de San Pedro y la Crucifixión de Peralta de Alcofea y la portada de la antigua iglesia de El Tormillo (núcleo de Peralta).

Así, Jesús Sanz recuerda que estos bienes pertenecen a las parroquias de su diócesis y le solicita que emprenda "todas las gestiones que pueda y deba hacer para su retorno". "Es muy similar a la que en su día mandó el obispo de Barbastro", añadieron las mismas fuentes.

Joan Piris ya analizó la carta con su abogado la pasada semana y, tras el juicio que se celebra hoy por la propiedad de las obras en litigio con Barbastro-Monzón, mantendrán un nuevo encuentro para fijar los términos de su respuesta. No obstante, las mismas fuentes adelantaron que será "una contestación larga y meditada para intentar explicar lo que parece que no se entiende: que el obispo tiene voluntad de entregarlas, pero no las tiene y quien dispone de ellas no se las da. Es un callejón sin salida que lo coloca en una situación muy incómoda".

Por su parte, el vicario general de la diócesis de Huesca, Nicolás López, no dio detalles del contenido de la carta, pero afirmó que están "haciendo los deberes y dando los pasos necesarios ante la contestación que se recibió del obispo de Lérida", en alusión al compromiso que en su día adquirió Sanz con los dos alcaldes implicados.

Etiquetas