Despliega el menú
Aragón

TRANSPORTES

Renfe niega la discriminación, pero no desvela las plazas reservadas para el puente AVE

La compañía responde que intenta "concentrar la demanda" en los servicios específicos entre Zaragoza y Madrid. Para conectar con Barcelona solo hay un tren por sentido con llegada o salida desde la capital aragonesa.

Renfe niega que se discrimine a Aragón, pero no desvela cuántas plazas se reservan en cada tren para el billete puente AVE, pensado para realizar el trayecto completo Madrid-Barcelona con la tarifa más cara y más flexible. Esta reserva limita las posibilidades de viajar desde Zaragoza y otras estaciones intermedias en los servicios que recorren toda la línea, y ya ha habido usuarios que se han quedado sin billete para esta tarde entre la capital aragonesa y la española.

Renfe niega, en respuesta a la información publicada ayer por HERALDO, estar primando a los viajeros del puente AVE en detrimento de los de Aragón, tal y como tituló este diario. Su respuesta es que Zaragoza cuenta con una de las ofertas de alta velocidad mayores de España. Actualmente, tienen parada un total de 39 servicios AVE, de los cuales 18 corresponden a trenes que Renfe dedica exclusivamente al trayecto Zaragoza-Madrid-Zaragoza.

Sin embargo, los usuarios que quieran ir desde Zaragoza a la Ciudad Condal casi obligatoriamente tendrán que viajar en trenes procedentes de Madrid puesto que solo hay dos servicios diarios entre Zaragoza y Barcelona. La ida a las 6.57 (de lunes a sábado) y el regreso a las 22.00 (de lunes a viernes, y los domingos).

El hecho es que en los trayectos Madrid-Barcelona, aunque tengan paradas intermedias, se reservan plazas para el puente AVE y que los usuarios tienen más dificultades que antes para conseguir billetes. Así lo denunció en una queja el usuario del trayecto entre Madrid y Zaragoza, Anselmo Lucio. Pero Renfe ni tan siquiera se pronuncia sobre si, al margen de la reserva para el puente AVE, se guardan más plazas todavía para los viajeros del trayecto completo Madrid-Barcelona en cualquier tren con parada en Aragón y para cualquier tipo de tarifa. A esta pregunta Renfe responde: "Se intenta optimizar la oferta". Pero nada más.

En este sentido, insiste en que Zaragoza ya "está servida" por sus trenes específicos creados para dar un mejor servicio. De hecho, asegura que "con el fin de optimizar la oferta y prestar un mejor servicio a los viajeros, Renfe intenta concentrar la demanda de los usuarios del trayecto Zaragoza-Madrid (o a la inversa) en estos servicios específicos". Puntualiza que en muchos casos, las diferencias de horarios en los trenes Zaragoza-Madrid y los que continúan hasta Barcelona no exceden la media hora, lo que no supone trastorno a los viajeros.

Renfe destaca que hay servicios solo entre Zaragoza y Madrid a los que intenta desviar la demanda pero nada dice de los enlaces con Barcelona, ciudad con la que solo hay dos trenes con salida o llegada desde Aragón de entre los 21 servicios (10 en un sentido y 11 en otro) que diariamente paran en la capital aragonesa.

Renfe quiere destacar que en los trenes que cubren el trayecto entre Madrid y Barcelona "no existe discriminación para los viajeros que requieran plazas para los trayectos intermedios, y así lo ha podido comprobar el más de un millón de viajeros que el año pasado realizó el recorrido entre Madrid y Zaragoza". Desde la puesta en servicio de la línea hasta Barcelona, han utilizado la línea unos 12.000 viajeros al día.

Las asociaciones Unión de Consumidores de Aragón y Torre Ramona aseguraron que investigarían si Renfe puede hacer esta reserva de plazas. La compañía también les ha respondido: "Renfe manifiesta su habitual disposición a escuchar sus planteamientos, en el deseo permamente de la empresa de ofrecer el mejor servicio a los aragoneses".

La apuesta de Renfe es "optimizar" la oferta en la línea. De ahí, que exista el puente AVE, que da derecho a una plaza con solo llegar 10 minutos antes de la salida del tren, de ahí que la compañía reserve plazas para cumplir su compromiso. Eso se paga. El billete en turista cuesta 163,3 euros frente a los 102,1 que es el más barato para el trayecto Madrid-Barcelona. Si un zaragozano quiere conseguir una plaza de estas, tiene que pagar el billete completo o esperar hasta la salida del tren y, si no se cubren con usuarios de estos billetes caros, subirse.

Etiquetas