Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

ZARAGOZA

PP y PAR apartarán al PSOE del gobierno en Terrer con una moción de censura

La subestación eléctrica y la contratación de una consultora son los dos principales motivos de conflicto.

La crisis de gobierno en el Ayuntamiento de Terrer se consumó ayer, cuando PP y PAR presentaron oficialmente la moción de censura por la que apartarán del poder alcalde Francisco Marco (PSOE). Era un movimiento que se veía venir desde hacía semanas, y que responde a las malas relaciones entre socialistas y aragonesistas a cuenta de la subestación, cuya ampliación está paralizada.

 

La moción se presentó por la mañana en el registro municipal. La corporación terreña la componen tres concejales populares, dos del PAR y otros dos del PSOE. Desde junio de 2007, los socialistas gobiernan al haber recibido el apoyo de los aragonesistas en la investidura. El 3 de septiembre las dos ediles del PAR presentaron su dimisión "en interés del municipio". Un mes más tarde las sustituían Adolfo José Lavilla y David Torres, que este fin de semana cerraron un acuerdo con el PP.

 

La Alcaldía pasará a manos del popular Tomás Escolano, portavoz del partido más votado en las últimas elecciones. Según ya había expresado anteriormente, la situación en el Consistorio era insostenible. "Habíamos convertido las sesiones del Ayuntamiento de Terrer en un circo", señaló ayer.

 

El sábado 24 -pasado diez días hábiles-, en un pleno a las 12.00, saldrá previsiblemente adelante la moción de censura. Sus impulsores la justifican en que "no ha habido manera de tratar" con el alcalde y en la "mala administración". Ya que, según ellos, el Ayuntamiento ha pasado de 140.000 euros de superávit a tener que recurrir a "créditos hasta para gasto corriente", explica Escolano.

 

También la ampliación de la subestación eléctrica ha determinado la decisión de populares y aragonesistas. "No confía en nadie más que en los que ha decidido que tienen que ser sus asesores. Habrá que pensar si la subestación es tan perjudicial como dice", añadió Escolano.

 

Con la incorporación de los dos nuevos ediles, la oposición llegó a solicitar a Francisco Marco que presentase una moción de confianza. "Me dijo de muy malas maneras que no, que le pusiéramos una moción de censura, al pensar que no llegaríamos a hacerlo", dijo el portavoz popular.

 

El actual primer edil se negó ayer a hacer declaraciones.

 

Juan Arboniés, vicesecretario de Organización del PP en la provincia, se limitó a señalar que no pueden "aceptar" la moción, y que decidirán si aplican medidas disciplinarias en una reunión del partido.

 

Desde el PAR, el presidente intercomarcal, José Antonio Sanmiguel, tampoco se mostró favorable a la medida. "No nos gusta", señaló, para precisar después que uno de los dos ediles no es afiliado y avanzar que hoy se reúne con el portavoz, Adolfo José Lavilla.

 

Finalmente, el secretario de Política Local del PSOE, Juan Antonio Sánchez Quero, puso en duda que el PP impulse la moción "por motivos políticos o institucionales", sino más bien por "para sacar adelante la subestación".

La subestación y Web Asesores

Esta infraestructura eléctrica y la contratación de la empresa Web Asesores son los dos principales conflictos surgidos en la corporación. En el primer caso, la controversia viene desde 2001. Los vecinos de una urbanización próxima (en la que residen cinco familias y el resto solo va ocasionalmente) se opusieron a la construcción de una subestación para alimentar a la línea del AVE. Se da la circunstancia de que el actual alcalde es propietario de una vivienda allí.

 

En estos momentos, el Ayuntamiento tiene paralizada su ampliación, lo que lastra a su vez el desarrollo económico de la zona.

 

Por otro lado, tras la moción late también la contratación el año pasado de Web Asesores. Esta empresa está dirigida por Rafael Serrano Herranz, condenado por ejercer de secretario en numerosos municipios sin poseer la titulación necesaria. Precisamente, el Justicia amonestó al Ayuntamiento al considerar que las funciones de esta entidad suplantaban la figura del secretario municipal. Además, pedía que dejasen "sin efecto el contrato de consultoría".

Etiquetas