Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

SANIDAD

Ninguna menor ha acudido a abortar sola desde que entró en vigor la nueva ley

Los dos centros acreditados de Aragón aseguran que no ha cambiado la casuística ni acuden chicas cada vez más jóvenes. En 2009 han bajado las interrupciones, la primera vez en 20 años.

La reforma de la ley del aborto desató los peores augurios por parte de un sector de la sociedad, que temía que hubiera una avalancha de adolescentes decididas a interrumpir su embarazo sin que sus padres o tutores tuvieran noticia de ello. Sin embargo, las dos clínicas privadas que conciertan servicios con el Salud, y en las que se practican el cien por cien de los abortos voluntarios de Aragón, coinciden en que todo sigue igual que antes.

En la clínica Actur aseguran que, en la práctica, la entrada en vigor de la nueva ley ha sido imperceptible. "No se ha notado nada. No hay un incremento de menores de edad, ni solas ni acompañadas, y tampoco ha variado la casuística", aseguran.

La nueva ley que entró en vigor el pasado mes de julio establece que las menores de 16 y 17 años pueden acudir solas a estos centros, sin informar a los progenitores, si alegan conflicto familiar o desarraigo. "No solo eso, si no que nuestro equipo recomienda siempre a las chicas que no den el paso al margen de sus padres. Se lo aconsejábamos antes de que entrara en vigor la ley y lo hacemos ahora, porque nos parece lo mejor para la paciente", añaden.

Por su parte, desde la clínica La Almozara aseguran que tampoco han recibido ningún caso de este tipo todavía. "Si alguna vez nos lo plantean, les informamos de que si son menores de edad deben venir acompañadas de sus padres. Es un tema serio, porque si realmente van a alegar conflicto familiar, la interesada deberá firmar una declaración y nosotros haremos un informe con la entrevista personal", explican. La ley prohibe que los profesionales acudan a terceros (ni Servicios Sociales o de Salud, ni amistades) para corroborar el testimonio.

En cualquier caso, en la clínica añaden que las menores españolas suelen acudir siempre con sus padres, y que normalmente los problemas surgen con chicas extranjeras.

27 casos en toda España

Esta valoración coincide con la que acaba de hacer pública la Asociación de Clínicas Acreditadas para la Interrupción del Embarazo (Acai). Un estudio de esta federación sobre 19 clínicas del país (ninguna de ellas en Aragón) refleja que solo 27 chicas de 16 y 17 años se han amparado en una situación de conflicto para acudir solas a abortar.

En algunos casos existe un enfrentamiento con los tutores por ideología o religión, pero lo normal es que la menor llegue al centro acompañada de su familia, algo que se considera fundamental.

En 2009, en la Comunidad aragonesa se notificaron un 15% menos de interrupciones voluntarias del embarazo que en 2008, cuando fueron 3.280. Fue la primera vez en 20 años que la tendencia se invertía, y habrá que esperar a ver qué ha sucedido y cómo ha afectado la nueva ley en 2010 para ratificar o no el cambio.

Abortos a los 16

La lucha por intentar evitar embarazos no deseados se libra desde hace años con 'herramientas' como las campañas de prevención, el uso del preservativo o la última opción, la píldora postcoital. Como publicó HERALDO, la venta de esta última se ha multiplicado por cuatro en el último año.

El objetivo es evitar cientos de abortos de adolescentes en la Comunidad. En 2008, según los últimos datos publicados por el Gobierno de Aragón, abortaron 357 chicas de entre 15 y 19 años, y 7 menores de 15 años. El año anterior llegaron a ser 381 de hasta 19 y otras 13 de hasta 14 años.

Etiquetas