Despliega el menú
Aragón

DEVOLUCIÓN DE LOS BIENES ECLESIÁSTICOS

Los obispos catalanes deciden la próxima semana si apoyan la devolución de los bienes

La Conferencia Episcopal Tarraconense, que aglutina a los prelados, se reunirá tres días.

Los diez obispos catalanes debatirán la próxima semana si, tal y como les pidió hace unos meses el nuncio del Vaticano en España, Renzo Fratini, suscriben un documento de apoyo a la devolución por parte de la diócesis de Lérida de los 112 bienes reclamados por Barbastro-Monzón y que se encuentran retenidos en Cataluña.

Los prelados participarán en la reunión ordinaria convocada por la Conferencia Episcopal Tarraconense para los próximos días 18, 19 y 20 de este mes en la Casa de Espiritualidad María Inmaculada de la localidad de Tiana, próxima a Barcelona. Esta será la primera ocasión en la que coincida toda la curia catalana en este foro tras recibir la orden de Fratini de suscribir una carta de respaldo a la declaración firmada el pasado 27 de octubre por los obispos de Barbastro y Lérida, Alfonso Milián y Joan Piris, respectivamente.

Y aunque el orden del día de la reunión no ha trascendido, según fuentes oficiales de la Conferencia Tarraconense, "seguramente hablarán del tema". No obstante, habrá que esperar al término de la cumbre para saber si hay algún pronunciamiento público sobre este delicado asunto.

Dos 'díscolos'

Cabe recordar que según explicó el nuncio apostólico el pasado sábado durante una visita a Zaragoza, "al menos existen dos obispos que han expresado su dificultad para la firma del documento". De momento, nada se sabe sobre la identidad de los mitrados que en principio no están por la labor de acatar la orden, que fue solicitada expresamente por el cardenal Tarcisio Bertone, secretario de Estado del Vaticano, quien se ha involucrado activamente en el conflicto a través de contactos con José Montilla y María Teresa Fernández de la Vega, ambos ya relevados de sus responsabilidades en la Generalitat y el Gobierno central, respectivamente.

Esta medida impulsada por las altas instancias de la Santa Sede para tratar de avanzar en la solución a este litigio que dura ya más de una década fue trasladada a los obispos catalanes por el nuncio a finales del pasado mes de octubre, y tal y como comentó el propio Fratini, la razón de que todavía no se haya materializado es que "el conjunto de los obispos solicitó un periodo de espera hasta la celebración de las elecciones catalanas".

Confianza en el acuerdo

Además, la Tarraconense no ha celebrado en este tiempo ninguna reunión, a excepción de la convocada en su día para preparar la visita del Papa a Barcelona en noviembre. Ahora, pasados ya los comicios autonómicos y concluidas las vacaciones navideñas, los prelados retomarán este asunto, sobre el que el nuncio espera que, pese a las reticencias de algunos de los implicados, se alcance un acuerdo este mismo mes de enero o el próximo febrero.

Por otra parte, tras varias visitas de Fratini a Cataluña en los últimos meses, de momento no está previsto ningún nuevo encuentro de los obispos de la comunidad vecina con el máximo representante de la Santa Sede en España.

Etiquetas