Despliega el menú
Aragón

EFECTOS DE LA CRISIS

Los municipios rebajan hasta un 25% sus presupuestos festivos

Ayuntamientos y comisiones de fiestas trabajan estos días contra reloj. La temporada estival se acerca y con ella, las esperadas fiestas patronales. Hace falta cerrar los programas festivos y confirmar unas contrataciones que, este año, se han hecho con la tijera en la mano. La crisis ha obligado a rebajar los presupuestos hasta un 25%.

Vaquillas en las pasadas fiestas de Pinseque
Los municipios rebajan hasta un 25% sus presupuestos festivos
ESTHER CASAS

Ayuntamientos y comisiones de fiestas trabajan estos días contra reloj. La temporada estival se acerca y con ella, las esperadas fiestas patronales. Hace falta cerrar los programas festivos y confirmar unas contrataciones que, este año, se han hecho con la tijera en la mano. La crisis ha obligado a rebajar los presupuestos hasta un 25%.

Un recorte que en muchos casos se realiza por segundo año consecutivo. El alcalde de Pedrola, José Ángel Zaldívar, explica que este año disponen de 80.000 euros menos, lo que representa una caída del 25%. "En 2009 ya se redujo una cuarta parte", señala. En Borja, de momento, el presupuesto para sus fiestas mayores de septiembre ha caído un 13%, pasando de 230.000 a 200.000 euros, pero podría verse mermado en otros 20.000 euros más. Y en Calatayud, las peñas dispondrán de un 15% menos de subvención para organizar las fiestas de San Roque, mientras que en las de la Virgen de la Peña el presupuesto se ha reducido un 21,5%.

María de Huerva es otra de las localidades que ha optado por el recorte. La partida presupuestaria cuenta en 2010 con 30.000 euros menos, lo que representa un 15%. "Aunque la parte concreta que se destina a las fiestas patronales ha bajado todavía más, casi un 20%", explica la alcaldesa, Mar Vaquero. En Biota ahorrarán 20.000 euros ya que el presupuesto pasa de 90.000 a 70.000 euros -una caída del 22%. Casi la mitad de esta reducción se corresponde con las fiestas mayores, durante las que se gastarán 9.000 euros menos. Alfajarín también ahorrará en total 20.000 euros, aunque su alcalde, Miguel Santos, señala que en su caso la reducción solo es del 5%.

Así las cosas, las localidades más 'afortunadas' son aquellas que este año congelan su presupuesto festivo. Caspe mantendrá la misma cantidad que en 2009, aunque entonces ya se llevó a cabo un recorte del 30%. Belchite, Gallur y Alagón también han optado por esta medida. Este último municipio dispone para sus dos fiestas del mismo presupuesto que el año pasado, 180.000 euros.

"Pero unas grandes fiestas no tienen por qué implicar unos grandes presupuestos", sentencia el concejal de Festejos de Bujaraloz, David Royo. Si hay algo que obsesione este año a las comisiones es conseguir que el recorte se note lo menos posible. ¿Cómo hacerlo? Algunos municipios han optado por reducir el número de días festivos. Como Pedrola, que pasa de siete a cinco. Botorrita o María de Huerva ya llevaron a cabo esta medida el año pasado quitando un día, al igual que Remolinos, que así consiguió ahorrar un 10%.

Lo que no va a desaparecer, sin embargo, son los ingredientes fundamentales de estas fechas. "¿Qué son unas fiestas sin vacas?", se pregunta más de un aficionado de estos festejos. Aunque el ganadero Rafael Alarcón asegura que, por el momento, no sabe de ningún pueblo que haya suprimido todos sus actos vaquilleros, muchos han optado por reducir el número de estos. De hecho, en lo que va de año se han celebrado en Aragón 18 festejos taurinos populares menos.

En Alfajarín han suprimido un encierro. "Lo decidimos por la ley que obligaba a pagar a dos cirujanos. Luego se echó atrás, pero nosotros preferimos no recuperarlo porque así ahorrábamos 4.000 euros", explica el alcalde Santos Miguel. En Biota, por ejemplo, se va a mantener el mismo número de días con vacas, pero en vez de hacer espectáculo por la mañana y por la tarde, suprimirán alguna sesión de mañana. Algo que también podría ocurrir en Longares, de gran tradición vaquillera, donde cada uno de los ocho días de fiestas hay una sesión de vacas. "Esta vez no sé si tendremos que reducir alguna", admitió el alcalde Miguel Jaime.

Otro de los espectáculos que va a sufrir grandes recortes son las orquestas. Bujaraloz gastará un 20% menos en la contratación de estos conjuntos. Desde Espectáculos Anha, una empresa con más de 30 años de experiencia, aseguran que si el año pasado se notó la crisis, este, mucho más. "Lo que más se ha reducido son las grandes orquestas. Las de 12.000 euros ahora apenas se contratan y los pueblos prefieren otras que aunque lleven menos músicos salen más económicas". Además, a estos grupos les ha salido una fuerte competencia: la discomóvil, que va camino de convertirse en la reina de las fiestas. Cada vez más municipios deciden cambiar algún día de orquesta por esta alternativa y ahorrarse así, como mínimo, 2.000 euros.

Etiquetas