Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

LITIGIO POR EL ARTE SACRO

Unión para traer los bienes de vuelta

Los tres ayuntamientos altoaragoneses que convocan la manifestación del día 7 en Zaragoza para exigir la vuelta del patrimonio retenido en Cataluña esperan un mínimo de 2.000 personas.

Los alcaldes de Villanueva de Sijena, Peralta de Alcofea y Berbegal, ayer durante la rueda de prensa.
Unión para traer los bienes de vuelta
R. G.

'Justicia y dignidad: Aragón por la devolución de sus bienes' es el lema de la manifestación que el domingo 7 de noviembre, coincidiendo con la visita del Papa Benedicto XVI a Barcelona, se celebrará en la plaza del Pilar de Zaragoza para exigir la devolución de todas las obras de arte sacro de las parroquias aragonesas retenidas en Cataluña. La concentración ha sido convocada por los alcaldes de Berbegal, Peralta de Alcofea y Villanueva de Sijena, Miguel Ángel Puyuelo (CHA), Obdulia Gracia (PP) y Alfonso Salillas (PAR), respectivamente. Los tres consideran que la manifestación marcará un punto de inflexión en el largo conflicto.

Los alcaldes demandan el apoyo de los aragoneses para que la convocatoria, a la que espera acudan un mínimo de 2.000 personas, marque un antes y un después en el litigio. No obstante, entienden que la concentración ha sido un éxito ya antes de su celebración porque ha provocado la llamada a capítulo del nuncio del Vaticano, Renzo Fratini, y a los obispos de Barbastro-Monzón, Alfonso Milián, y de Lérida, Joan Piris, para alcanzar un acuerdo que agilice la vuelta de los bienes de las parroquias altoaragonesas que están en el Museo Diocesano de Lérida.

En opinión del alcalde de Berbegal, dicho acuerdo ha sido "una tomadura de pelo" porque es similar al que se firmó en 2008 (que no llegó a cumplirse) y "no tiene valor alguno". Puyuelo afirmó que la situación actual responde a "una estratagema ridícula entre el obispado de Lérida y la Generalitat para no cumplir las sentencia del Vaticano" que obligan a la devolución de las 112 obras de arte sacro pertenecientes a las parroquias de Barbastro-Monzón". El alcalde de Berbegal aseguró que la Generalitat es "la institución clave en esta situación" y mostró su desacuerdo con que el jefe del Estado Vaticano se siente (en su visita a Barcelona) con un presidente autonómico que no está dispuesto a acatar sus sentencias.

Los tres alcaldes incidieron en que la concentración del día 7 es necesaria para que "el Gobierno español y el Vaticano pongan orden" en un litigio en el que los municipios de Berbegal, Peralta de Alcofea y Villanueva de Sijena consideran que son "los grandes olvidados por parte de la Iglesia y del Gobierno de Aragón".

Las obras que reclaman los tres ayuntamientos no pertenecen a las parroquias que hasta 1995 estuvieron en la diócesis de Lérida. Son el frontal de San Salvador, de Berbegal; la tabla de San Pedro y la Crucifixión, de Peralta; la portada de la iglesia románica de El Tormillo (pedanía de Peralta) y las 136 pinturas y piezas de arte que salieron del monasterio de Sijena durante la guerra Civil.

Posible salida

El presidente del Gobierno de Aragón, Marcelino Iglesias, afirmo ayer que "ninguna autoridad puede impedir" que el obispo de Lérida devuelva los 'bienes de la Franja' tras haberlo acordado con el titular de la Diócesis de Barbastro-Monzón. En su visita la localidad altoaragonesa de Chalamera, Iglesias reiteró que ha enviado una carta al obispo Piris indicándole "una posible salida" al conflicto, como es proponerle que remitiera un documento oficial al juez para reconocer "de quién son los bienes". Si Piris hace esto, "está resuelto", opinó Iglesias.

Por su parte, el portavoz del Grupo Popular de las Cortes de Aragón, Eloy Suárez, ha solicitado la comparecencia en pleno del presidente del Gobierno autónomo para que explique "qué acciones va a llevar a cabo" para traer ya los denominados 'bienes de la Franja'. Según dijo, el acuerdo firmado entre los obispos y las declaraciones de Piris han dejado claro que "el verdadero problema que impide la devolución es la Generalitat". El PP ha registrado una proposición no de ley en la que insta a Iglesias a participar en la manifestación del día 7.

Etiquetas