Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Las condiciones de los aragonesistas no convencen a ningún partido

Tanto PSOE como PP, posibles aliados de los aragonesistas en un futuro gobierno, rechazan a priori las dos iniciativas.

El presidente del PAR, José Ángel Biel, ha fijado ya sus condiciones para un pacto de gobierno y ayer las materializó en dos proposiciones de ley para elegir a los representantes de los consejos comarcales y reorganizar las competencias de las distintas administraciones de la Comunidad. Pero los textos no han gustado a ningún grupo, ni a sus posibles socios en un futuro gobierno, PSOE y PP.

El portavoz socialista en las Cortes, Jesús Miguel Franco, se mostró dispuesto a estudiarlas "con cariño" aunque vio "difícil" respaldarlas porque "va contra las diputaciones provinciales y nosotros las defendemos como fundamentales". También manifestó su preocupación, "desde el respeto al partido", "porque parece complicado un acuerdo". "No sé cuál es la estrategia", dijo.

La presidenta del PP, Luisa Fernanda Rudi, no quiso hacer valoraciones sobre las propuestas del PAR, pero sí recordó que el objetivo de su partido es lograr "una administración eficaz y eficiente, que preste mejores servicios y con la mayor calidad posible". Igual que el PSOE defendió la figura de las diputaciones provinciales y sobre las comarcas, apostó por "reconducirlas para que sean prestadoras de servicios y reduzcan su carga política". Sobre las condiciones para pactar, dijo que las busca con los aragoneses.

La presidenta de CHA, Nieves Ibeas, enmarcó las propuestas de Biel en "un pequeño lavado de la imagen" y lamentó que se plantee reforzar las comarcas cuando "el PAR ha aplicado una política clientelar" en la estructura comarcal. Criticó que en doce años de gobierno "no se haya hecho nada en este sentido" y sobre su postura futura, adelantó que "serán coherentes con sus posiciones".

Adolfo Barrena, de IU, que apuesta por racionalizar la administración, achacó las iniciativas a "intereses electorales" y a tratar de "dar un tema de conversación". "No están por racionalizar sino por cambiar de nombre las cosas", puntualizó el portavoz de IU.

Etiquetas