Despliega el menú
Aragón

DESEMPLEO

La tasa de paro baja en Zaragoza y Huesca y aumenta en Teruel

La tasa de paro en el segundo trimestre de 2009 ha disminuido en Zaragoza y Huesca, situándose en el 13,8 por ciento y el 9,7 por ciento respectivamente, y ha aumentado en hasta el 12,3 por ciento.

En el conjunto de la Comunidad aragonesa, la tasa se ha mantenido en el segundo trimestre de este año en el 13 por ciento, casi cinco puntos por debajo media nacional, ha señalado el consejero aragonés de Economía y Hacienda, Alberto Larraz, quien ha dicho que los datos son "esperanzadores" e indican una "cierta estabilidad en el mercado laboral en este momento".

Esto da lugar a que se tenga un "poquito de esperanza", aunque habrá que esperar a observar cómo evoluciona el mercado laboral en el segundo semestre, pero "los decrementos tan importantes" que hubo en el empleo en el último trimestre de 2008 y en el primero de 2009 se han "atemperado" de manera importante y Aragón está manteniendo la estabilidad de su mercado laboral en una "situación complicada".

"Esperamos que a lo largo de este año vayan mejorando los indicadores y podamos empezar una recuperación más estable a comienzos del año que viene", ha agregado.

Los resultados de la Encuesta de Población Activa (EPA) publicados por el Instituto Nacional de Estadística, correspondientes al segundo trimestre de 2009, muestran un ligero descenso intertrimestral del número de desempleados en Aragón, aunque ponen también de manifiesto la caída de la ocupación tanto en la Comunidad como en el conjunto de España.

En el segundo trimestre del año había en Aragón 658.200 personas activas, 1.600 menos que un año antes, lo que equivale a un descenso del 0,24 por ciento, ha informado el Gobierno aragonés en un comunicado.

Este hecho para el Ejecutivo autonómico resulta "significativo", ya que no se registraba una tasa de variación interanual negativa de la población activa desde el segundo trimestre de 1999.

El descenso de la población activa se explica, según el Gobierno aragonés, por el comportamiento de la población masculina, y "está reflejando la falta de incentivos para incorporarse al mercado de trabajo dada la desfavorable coyuntura económica, sobre todo por parte de la población inmigrante".

Por otra parte, la ocupación ha decrecido un 6,91 por ciento interanual, lo que ha situado el número de ocupados en 572.600, 42.500 menos que en el mismo período del año anterior.

Como consecuencia de estas variaciones en actividad y empleo, el número de parados en el segundo trimestre en Aragón ha aumentado en 40.900 personas en términos anuales hasta alcanzar los 85.600 efectivos.

Sin embargo, respecto al trimestre anterior el número de parados ha descendido en 300 personas, lo que ha supuesto un giro dentro de los notables y sucesivos aumentos intertrimestrales que se registran desde el tercer trimestre de 2008, frente al incremento nacional del 3,16 por ciento.

En comparación con el resto de España, la tasa de paro de Aragón se sitúa 4,9 puntos porcentuales por debajo de la media española (17,9 por ciento).

El deterioro sigue afectando con especial intensidad al colectivo masculino y, por tercer trimestre consecutivo, la tasa de paro es inferior entre las mujeres en Aragón.

Así, en el segundo semestre había 36.200 hombres ocupados menos que un año antes, equivalente a una caída del 10 por ciento en tasa anual, y entre las mujeres, el empleo ha descendido en 6.200 personas respecto al mismo trimestre del año anterior, una caída anual del 2,5 por ciento.

Etiquetas