Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

LEY DE DEPENDENCIA

La DGA asegura que los grandes dependientes recibirán sus ayudas antes de fin de año

La consejera de Asuntos Sociales hizo hincapié en que Aragón se encuentra en los primeros puestos en la aplicación de la Ley si se compara con otras comunidades y apuntó que se debe tener en cuenta el gran número de solicitudes a las que ha habido que hacer frente.

Las personas valoradas como grandes dependientes o dependientes severos nivel II recibirán las ayudas que les corresponden antes de fin de año, según indicó la consejera de Asuntos Sociales, Ana Fernández, quien insistió en que la Ley de Dependencia es un sistema nuevo que "requiere un tiempo en su aplicación".

Así respondió la consejera en el pleno de las Cortes de Aragón a una interpelación de Izquierda Unida (IU), presentada por su diputado Adolfo Barrena, sobre el desarrollo y prestación efectiva de los derechos recogidos en la Ley de Promoción de Autonomía Personal y Atención a Personas en Situación de Dependencia.

Barrena indicó que desde el Gobierno de Aragón se debe hacer un esfuerzo para aplicar esta Ley de la mejor manera y garantizar así que los derechos reconocidos en la nueva norma "se empiecen a prestar", ya que "nos estamos jugando la credibilidad de los poderes públicos".

Reconoció que el principal problema en la aplicación es el dinero, es decir, los presupuestos del Ejecutivo central y autonómico para esta cuestión, pero consideró que es el momento de que Aragón invierta en esta ley, teniendo en cuenta que es una de las comunidades autónomas que más ha crecido en los últimos cuatro años.

Críticas de la oposición

El diputado de IU lamentó que en este momento reciben ayudas y recursos tan solo la tercera parte de las personas que tienen derecho, y en este sentido solicitó a la consejera un compromiso para que a finales de 2008 se pueda ampliar a todas aquellas que han sido valoradas como grandes dependientes y dependientes severos nivel II, que según la Ley deberían ser atendidas este año.

Ana Fernández dijo que desde el Departamento se procurará que todas esas personas con derecho sean atendidas a finales de 2008, aunque explicó que se debe tener en cuenta que hay cuestiones pendientes de acordar en el Consejo Territorial, organismo en el que están integradas todas las comunidades y que ha estado un tiempo sin reunirse debido a las elecciones generales del mes de marzo.

A pesar de todo, aseguró que es una Ley "muy importante y fundamental" que establece un nuevo sistema "que está funcionando", y para ello se han incrementado los valoradores, el personal, los medios materiales y los recursos en todo el territorio aragonés, dijo la consejera.

"Este es un sistema nuevo que requiere un tiempo" para que funcione plenamente, pero a su juicio se puede decir que se está convirtiendo en una "realidad" con "cierto grado de satisfacción".

Fernández hizo hincapié en que Aragón se encuentra en los primeros puestos en la aplicación de la Ley si se compara con otras comunidades y apuntó que se debe tener en cuenta el gran número de solicitudes a las que ha habido que hacer frente.

Financiación

En 2007, el Estado transfirió a la Comunidad Autónoma 10.945.000 euros y aunque de 2008 todavía no se tienen cifras, lo que ingresó en los meses de enero y febrero para hacer frente a las ayudas que ya se están dando ascendió a los 3 millones de euros.

Otras de las cuestiones que retrasan la concesión de ayudas y servicios son los trámites, ya que su desarrollo es lento, a lo que el diputado de IU respondió que el sistema democrático tiene fórmulas para agilizar los plazos en determinados momentos, tal y como se ha demostrado en algunas reformas llevadas a cabo con motivo de la celebración de la Exposición Internacional de 2008 en Zaragoza.

"La Ley de dependencia es de interés general", sentenció Barrena, quien insistió en que se debe poner en marcha todo lo necesario para que sea una realidad.

Etiquetas