Despliega el menú
Aragón

LEY DE DEPENDENCIA

La Dependencia recibe 25.000 peticiones y cobran el 44% de quienes tienen derecho

La comunidad cuenta ya con 14.265 grandes dependientes, un número que duplica las previsiones iniciales del sistema.

Con el paso de los meses, las previsiones del Libro Blanco de la Dependencia se están viendo desbordadas. La estimación inicial presumía que hasta 7.300 aragoneses podían ser grandes dependientes. Sin embargo, los últimos datos reflejan que en la comunidad las personas con esta situación reconocida ascienden ya a 14.265. El número prácticamente se ha duplicado. Además, cada mes se reciben alrededor de 1.500 nuevas peticiones. A principios de noviembre se habían formalizado 25.430, 1.618 más que en octubre.

El 24 de abril de 2007 fue el primer día que se pudieron presentar las instancias. Año y medio año después, de los 16.561 usuarios que a estas alturas tienen derecho a recibir las prestaciones -los clasificados como grandes dependientes (14.265) y dependientes severos de grado II nivel 2 (2.296)-, solo están percibiéndolas 7.255, el 43,8%.

Las cifras, siempre frías aunque detrás haya pacientes con historias complicadas y difíciles, vuelven a mostrar el diferente ritmo de aplicación de esta ley. Un desajuste que desde el principio se ha achacado como uno de sus principales males.

Navarra y País Vasco, en cabeza

Con ese 43,8% de los beneficiarios con derecho reconocido que reciben una ayuda o un servicio, Aragón se encuentra al nivel de la Comunidad de Madrid (47,19%). Por contra, País Vasco y Navarra son las comunidades que más han avanzado, ya que en ellas perciben la prestaciones un 99,76% y 86,19% de los grandes dependientes y dependientes severos. El resultado es que, según el territorio de origen o residencia, unos están atendidos y otros no.

No obstante, también hay regiones en las que el porcentaje es sensiblemente menor: en Canarias cobran el 16,32%, en Murcia, el 23,03%, y en Cataluña, el 33,89%, por poner algunos ejemplos.

De las 7.255 personas que gozan de algún tipo de prestación, 3.945 la reciben por los cuidadores familiares; 2.169, por la atención residencial; 780, vinculadas a servicios; y otras 361, a plazas en centros de día o de noche.

De las prestaciones reconocidas, 9.306, un número muy parecido al de hace un mes, se encuadran en la categoría "sin clasificar", es decir, no tienen especificado lo que les corresponde y su expediente está en proceso de elaboración del programa individual de atención. De las 25.430 peticiones registradas, se han valorado 22.149 (87,10%) y se han emitido 22.556 dictámenes (88,70%).

19 millones para este año

Aragón recibirá en 2008 9,57 millones de euros del Estado para financiar la Ley de Dependencia, un 14% más que el año pasado. Por su parte, la comunidad autónoma aportará a este convenio la misma cantidad. Así lo aprobó esta semana el Consejo de Gobierno de la DGA a instancias del departamento de Servicios Sociales y Familia.

Para definir esta distribución, según explicaron fuentes autonómicas, se ha tenido en cuenta la estimación de personas dependientes, la dispersión de la población, los emigrantes retornados de cada comunidad y el número de personas valoradas y con reconocimiento del derecho.

La financiación se distribuye en dos fondos. Uno general, que, a su vez, se divide en dos tramos. Por un lado, el que tiene en cuenta la población potencialmente dependiente y otros criterios (supone el 85% del total) y otro que se refiere a la población valorada (supone el 7,5%). Otro fondo adicional (el 7,5% restante) se destina a compensar los déficits de financiación que puedan derivarse de la participación de los beneficiarios en el coste de los servicios.

Sigue pesando como una losa la incógnita sobre si la financiación será suficiente. La propia consejera aragonesa de Servicios Sociales, Ana Fernández, se mostraba partidaria de revisar la ley antes del 2010, y lograr así ajustar tanto su aplicación como el dinero al número real de beneficiarios. Por ahora, nada nuevo al respecto.

Etiquetas