Despliega el menú
Aragón

MEDIO AMBIENTE

La Comisión Europea pedirá más información sobre Castanesa

Solicitará a España datos «detallados» sobre los impactos del proyecto y sobre las medidas previstas para mitigarlos.

La Comisión Europea va a pedir a España más información sobre las repercusiones ambientales de la ampliación de la estación de esquí de Cerler por el valle de Castanesa. Según ha anunciado el comisario europeo de Medio Ambiente, Janez Potocnik, en una respuesta parlamentaria, el Ejecutivo comunitario solicitará a las autoridades españolas «información detallada sobre el tipo y la magnitud de los impactos sobre las especies y los hábitats de interés» y también sobre las modificaciones introducidas en el proyecto para compensar esas afecciones.

Potocnik ha respondido así a una pregunta del eurodiputado de ICV Raúl Romeva, quien se interesó por las posibles medidas que pudiera tomar la Comisión respecto a la ampliación de Cerler. En su respuesta, el responsable europeo de Medio Ambiente empieza por recordar que el proyecto impulsado por Aramón se llevará a cabo en cinco fases y que la declaración de impacto ambiental (DIA) formulada por el Gobierno de Aragón solo afecta a la primera de ellas -el sector de Castanesa- y a algunas actuaciones de la segunda. «A este respecto, la Comisión solicitará más información sobre el ámbito de aplicación de la evaluación realizada», anuncia el comisario europeo.

Potocnik explica que «la gran mayoría de acciones incluidas en el dominio Castanesa no se sitúan dentro de los límites de lugares de la Red Natura 2000». «Solamente algunas obras se sitúan cerca del nacimiento del río Isábena, que está incluido en el lugar de importancia comunitaria Río Isábena», aclara.

En este sentido, el comisario de Medio Ambiente recuerda que la DIA emitida por la DGA concluyó que las obras que se incluyen en el dominio Castanesa «son compatibles con el medio ambiente siempre que se respeten las modificaciones sugeridas y se cumplan las medidas de mitigación y corrección propuestas». No obstante, Potocnik también adelanta que el Ejecutivo comunitario se pondrá en contacto con el Gobierno español para pedir más información sobre los impactos previstos y sobre las actuaciones para intentar paliarlos.

Hay que recordar que la comisión de Quejas y Peticiones del Parlamento Europeo tiene abierto un expediente que estudia la ampliación de Cerler y los planes urbanísticos de Castanesa a raíz de una solicitud de IU. «A finales del año pasado el PSOE intentó cerrarlo, pero no lo consiguió y la respuesta que ha dado ahora el comisario de Medio Ambiente explica las actuaciones adoptadas a raíz de nuestra queja», explicó ayer Barrena.

Fuentes del Gobierno de Aragón reaccionaron al anuncio del comisario europeo de Medio Ambiente mostrando su «total disposición» a aportar «toda la información que se solicite». «La tramitación ambiental de la ampliación de Cerler ha sido ejemplar», destacaron las mismas fuentes. Por su parte, el grupo Aramón prefirió no pronunciarse al respecto y recordó que los procedimientos administrativos son competencia de la DGA.

Etiquetas