Huesca
Suscríbete

La sequía se ceba también en Aragón con los pueblos situados a orillas de ríos y embalses

Municipios con pantanos, como Secastilla, Aínsa o La Puebla de Castro, preparan medidas para garantizar sus abastecimientos. 

El alcalde de Aínsa, uno de los municipios afectados por la sequía, en el embalse de Mediano.
El alcalde de Aínsa, uno de los municipios afectados por la sequía, en el embalse de Mediano.
Verónica Lacasa

Desde los puentes de Aínsa se observa estos días el lamentable estado de los ríos Ara y Cinca. El caudal que pasa por sus vanos ha quedado reducido a la mínima expresión. "Estar cerca del agua no es garantía de suministro", afirma Enrique Pueyo, alcalde de este municipio, que además está situado a orillas del embalse de Mediano.

Las captaciones de los dos ríos han disminuido significativamente hasta el punto de que el martes decretó las primeras restricciones. "Queremos evitar llegar a julio sin agua", avisa Enrique Pueyo. Un bando prohíbe el llenado de piscinas privadas con agua de la red de abastecimiento en todo el término municipal, al tiempo que se solicita a la población "un consumo responsable en las viviendas" y un "especial control" en los huertos.

Además se insta a los establecimientos turísticos a que adviertan a sus clientes de que hagan un consumo "acorde con la situación que en estos momentos acontece y que probablemente se alargará en el tiempo". El municipio tiene 2.000 habitantes, pero el número de plazas de alojamiento triplica esa cantidad.

La libertad de llenar la piscina

En el bando, el alcalde justifica las restricciones debido a la grave falta de precipitaciones en todo el año, lo que ha provocado una merma en todos los acuíferos que suministran a la localidad de Aínsa y a la veintena de núcleos rurales del municipio. "En general, los vecinos lo han aceptado bien porque le ven las orejas al lobo, pero siempre hay quien nos acusa de coartar su libertad por no poder llenar su piscina", señala Enrique Pueyo. "Alguno me ha preguntado qué pasará si lo hace. ¿Y si luego no tenemos agua? Nosotros no podemos convertirnos en Policía".

En el verano de 2022 este ayuntamiento ya decretó restricciones. La diferencia es que entonces fueron en agosto y ahora han llegado en abril. "El embalse de Mediano está como estaría otros años en julio", afirma Pueyo. Solo queda un 37% de la reserva.

La presa situada aguas abajo, El Grado, tampoco es garantía para el abastecimiento de Secastilla, en cuyo término municipal está situado en su mayor parte este embalse. De momento el Ayuntamiento va a realizar una campaña de concienciación sobre el consumo de agua, pero ya está pensando en copiar el bando de Aínsa. "Casi seguro que lo haremos, viendo como viene todo. Hay que estar preparados para un verano seco", afirma el responsable municipal, Ángel Vidal.

La cercanía a uno de los embalses más grandes de la cuenca del Ebro no impidió que ya el año pasado hubiera que recurrir a una captación de emergencia. La toma del abastecimiento es precaria porque está a una cota alta. En años de sequía se ve comprometida al bajar el nivel del pantano. Con una inversión de 70.000 euros de remanentes se acometió una solución provisional, "pero no hemos resuelto el problema", lamenta el alcalde, que necesitaría 400.000 euros para hacer una infraestructura adecuada.

"No habrá agua en agosto"

El Ayuntamiento de La Puebla de Castro, donde se ubica el embalse de Barasona y del que toma el agua, prevé problemas en cuanto empiece a dispararse el consumo en verano. Su alcaldesa, Maite Bardají, ya tiene concertada una entrevista con la CHE para evitar que se repita un agosto como el de 2016. Entonces la localidad vivió un auténtico drama: solo tenía agua para una semana y hubo que llevarla con camiones cisternas. Bardají llegó a pedir el cierre de compuertas ante el bajo nivel del pantano. Se seguía regando mientras no había suficiente para el pueblo.

"Si no llueve nos volverá a pasar lo mismo en verano porque la reserva en Barasona empieza a escasear. Hemos concertado una reunión con la CHE para que pueda planificar el uso teniendo esto en cuenta", explica la alcaldesa de este pueblo, otro más donde la sequía pone en jaque el suministro de agua de boca.

Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión