Huesca
Suscríbete por 1€

Una empresa de Zaragoza proyecta un campin de lujo en el valle de Pineta

El Inaga evaluará el impacto ambiental del alojamiento, que incluye bungalós y un albergue, dada la proximidad a zonas protegidas y al cauce del río Cinca.

El campin se ubicaría cerca de este paraje, junto al embalse.
El campin se ubicaría cerca de este paraje, junto al embalse.
Verónica Lacasa

Una empresa zaragozana, Pirineos del Sur S. L., promueve la construcción de un campin de lujo en el valle de Pineta (Bielsa), dotado de bungalós y de un albergue. El proyecto se someterá al procedimiento de evaluación de impacto ambiental ordinario (más complejo que el simplificado) debido, entre otras cuestiones, a su cercanía a áreas protegidas, ya que está a solo 70 metros de una zona ZEPA de la Red Natural 2000. En los informes previos, la Dirección General de Ordenación del Territorio del Gobierno de Aragón destaca "la sensibilidad ambiental y paisajística del entorno" y la proximidad a zonas clasificadas de alta peligrosidad de incendios para aconsejar la adopción de un trámite ambiental más profundo. 

El proyecto prevé la construcción de un campin con categoría de lujo de uso turístico/residencial y una ocupación máxima de 283 personas. Además de 44 parcelas de alojamiento al aire libre, que ocuparían casi media hectárea (4.710 metros cuadrados), contempla 17 edificaciones permanentes tipo bungaló. Incluye un área de barbacoa, piscina y parque infantil, junto a tres pequeños edificios de servicios comunes. 

También se proyecta otro edificio más grande de servicios del campin. En la planta sótano habrá garaje, zona de spa e instalaciones; en la planta calle, recepción, cafetería, comedor y supermercado; en la primera, 10 habitaciones dobles; y un albergue bajo cubierta para 54 personas

El campin estaría cerca del embalse (a 20 metros del muro de la presa), a 1 kilómetro de Bielsa, en la carretera que conecta este núcleo con el parador de Pineta. La documentación aportada por los promotores describe los riesgos naturales potenciales, como el de inundación al lindar las parcelas con el cauce del río Cinca. 

Pirineos del Sur presentó el documento ambiental hace un año y medio. Ahora, el Instituto Aragonés de Gestión Ambiental (Inaga) ha iniciado los trámites para someter el proyecto a un procedimiento de evaluación ambiental ordinaria, dados los posibles impactos previstos. La resolución, publicada este martes en el Boletín Oficial de Aragón, recoge las aportaciones realizadas por diversas administraciones consultadas, como la Comarca del Sobrarbe, el Ayuntamiento de Bielsa, diversos departamentos del Gobierno de Aragón, la Confederación Hidrográfica del Ebro o grupos ecologistas.  

El Ayuntamiento de Bielsa considera positivo el asentamiento de una nueva actividad económica, y en ello coincide la Comarca del Sobrarbe, que dice que los posibles impactos ambientales, paisajísticos y territoriales serían compatibles con el medio si se adoptaran una serie de medidas. No obstante, advierte sobre la proximidad del emplazamiento a numerosas figuras de protección y por ello aconseja someterlo a una evaluación ordinaria. 

También la Dirección General de Ordenación del Territorio destaca la sensibilidad ambiental del entorno y la cercanía a zonas clasificadas de alta peligrosidad de incendios, para concluir que la actuación no tendrá incidencia negativa siempre y cuando se ejecute de manera compatible con la normativa. A su vez, el Consejo Provincial de Urbanismo especificó que era preceptivo, entre otros, el pronunciamiento de la CHE por encontrarse en zona de policía del embalse de Pineta y del río Cinca.

A 70 metros de las parcelas se encuentra la zona ZEPA Alto Cinca. El documento ambiental destaca la necesidad de analizar el impacto sobre ella, ya que son probables los efectos inducidos derivados del aumento de la frecuentación y pernocta en el valle, y "la presión turística" es la principal amenaza, sobre todo en verano. En el fondo del valle está el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, que para el sector de Pineta limita una capacidad de acogida de 900 visitantes simultáneamente.

Por todo ello, el Inaga concluye que es necesario someter el futuro campin a una evaluación ordinaria por la escasa concreción del proyecto, falta de definición de las afecciones y los efectos inducidos sobre los valores naturales del entorno, así como de las alternativas que reduzcan o minimicen los efectos ambientales. Pide a la empresa un estudio de impacto ambiental que incluya un informe de riesgos naturales, considere la presencia de líneas eléctricas y del embalse y analice la inundabilidad, con datos actualizados, y otros posibles fenómenos naturales (aludes, incendios, tormentas o riesgos geológicos). 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión