Huesca
Suscríbete

La Policía reforzará la vigilancia en las zonas de ocio de Huesca esta Navidad para controlar el uso de las mascarillas

La subdelegada del Gobierno asegura que los agentes solo sancionarán comportamientos flagrantes. 

Reunión de la Junta Local de Seguridad de Huesca.
Reunión de la Junta Local de Seguridad de Huesca.
Pablo Segura

Huesca reforzará los controles policiales en las zonas de ocio nocturno de la ciudad durante los fines de semana de Nochebuena, Nochevieja y la semana de Reyes para garantizar el cumplimiento de las medidas sanitarias en las celebraciones festivas particulares, entre ellas la obligación del uso de mascarillas en exteriores.

Así se ha acordado en la reunión celebrada este jueves de la Junta Local de Seguridad que ha reunido a responsables de la Subdelegación del Gobierno, el Ayuntamiento de Huesca, la Policía Nacional -con la presencia del nuevo comisario Fernando Ascaso-, la Unidad Adscrita, la Policía Local y la Guardia Civil, además de los bomberos. 

Silvia Salazar, subdelegada del Gobierno, ha explicado que están a la espera de conocer en detalle la orden del Consejo de Ministros sobre el uso de mascarillas. No obstante, ha asegurado que los cuerpos policiales solo denunciarán comportamientos flagrantes. "Los agentes tendrán en cuenta si hay alguien que va por la calle caminando solo o sola y la lleva la mascarilla un poco bajada. Habrá prudencia porque la sanción tiene que hacerse donde tiene que sancionarse", ha señalado.

No obstante, ha aprovechado para pedir una vez más que se cumplan las recomendaciones de distancia, evitar aglomeraciones y mantener las unidades de convivencia en las celebraciones navideñas. Y ha hecho el enésimo llamamiento a la vacunación "porque es la única manera de luchar contra esta nueva variante de ómicron, que es verdaderamente explosiva respecto a los contagios, pero no en cuanto a la gravedad, que parece que es menor", ha valorado.

Mientras, el alcalde de Huesca, que por la mañana ya ha participado en el Consejo Local de Aragón, ha pedido cumplir las recomendaciones vigentes "que apelan al sentido común". Y ha recordado que de los actos tradicionales de Navidad, desde el Ayuntamiento solo se han suspendido las campanadas infantiles del día 31 de diciembre "porque era más difícil de mantener las condiciones de seguridad que la cabalgata". El Consistorio tampoco organiza cotillones, pero ha apelado a la responsabilidad en aquellos lugares privados que sí celebren fiestas. 

Luis Felipe ha agradecido el comportamiento de los vecinos de Huesca "porque en las calles se observa el uso de la mascarilla" y ha destacado que al menos los datos de incidencia de este jueves en la capital oscense "no han ido a peor". Aun así, teme que después de Navidad pueden crecer los contagios por las interacciones sociales. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión