Huesca
Suscríbete por 1€

Los alcaldes del Pirineo piden paralizar los parques fotovoltaicos hasta que se regulen

La asamblea de la Adelpa ha expresado de forma unánime su preocupación por la existencia de proyectos planificados sin consenso ni diálogo con los municipios.

Protesta de los vecinos de La Fueva contra los macroparques fotovoltaicos.
Protesta de los vecinos de La Fueva contra los macroparques fotovoltaicos.
Marta Montmany

Los municipios del Pirineo se han expresado este viernes con una sola voz a la hora de valorar el aluvión de proyectos para la instalación de parques fotovoltaicos en su territorio, y han pedido al Gobierno aragonés la paralización de los expedientes en tramitación hasta que exista una regulación normativa autonómica. El acuerdo lo ha adoptado por unanimidad la Asociación de Entidades Locales del Pirineo Aragonés (Adelpa), que agrupa a un centenar de ayuntamientos y comarcas. 

La asamblea de Adelpa, reunida hoy en Boltaña, ha salido "en defensa del territorio frente a proyectos fotovoltaicos que no respeten el consenso y diálogo con sus habitantes". El presidente de la asociación, Pablo Castán, ha destacado “la importancia de que este acuerdo se haya alcanzado por unanimidad, demostrando la preocupación de todo el territorio pirenaico por las afecciones que estos proyectos pueden tener en algunas zonas y, a la vez, reclamando con una sola voz la regulación vía normativa autonómica de estas instalaciones". 

Adelpa se pronuncia en el mismo sentido que la Diputación de Huesca. En su último pleno, celebrado el pasado 4 de noviembre, pidió al Gobierno de Aragón que facilite un marco normativo a los municipios para la regulación del aluvión de proyectos de parques eólicos y fotovoltaicos, "proporcionando con ello la seguridad jurídica de la que ahora carecen los ayuntamientos", y garantizando una compensación justa para los territorios. Lo hizo a través de una moción respaldada por todos los grupos (PSOE, PP, PAR y Ciudadanos) en el pleno celebrado este jueves.

La asamblea de Adelpa pide también retomar el concepto de Reserva Energética, es decir, el establecimiento de un porcentaje de la energía producida para beneficio del territorio donde se genera, así como equiparar a las zonas emisoras y a las afectadas por la evacuación de dicha energía. Otra petición se refiere al fomento de la instalación de particulares, industrias, agroindustria, agricultura o cualquier instalación de nuevo emprendimiento donde la energía pueda tener costes más competitivos.  

En el mismo sentido, Adelpa ha vuelto a poner sobre la mesa compensaciones para los municipios con centrales hidroeléctricas. "Estamos hablando en la mayor parte de los casos de zonas rurales y de montaña en clara regresión, lugares en los que es vital el mantenimiento de servicios, recursos y oportunidades comparables al medio urbano”, ha declarado Pablo Castán.

Entre otras contraprestaciones a los ayuntamientos, allí donde se produce la caducidad de las concesiones y su reversión al Estado, Adelpa pide medidas inmediatas ante los perjuicios fiscales, ya que una vez pasan a propiedad pública dejan de pagar el IAE, de forma que los ayuntamientos pierden los pocos ingresos generados derivados de la presencia de las centrales. Solicitan además la revisión de los títulos de ocupación de los montes de titularidad municipal y la coparticipación municipal en la energía producida.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión