Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Ignacio Almudévar deja la presidencia de los polígonos de Huesca tras 12 años

Le sustituirá provisionalmente Félix Orduna hasta que finalice el nuevo proceso electoral.

Ignacio Almudévar, junto a la reproducción de un cerdo a tamaño gigante, símbolo de su empresa Agropal.
Ignacio Almudévar, junto a la reproducción de un cerdo a tamaño gigante, símbolo de su empresa Agropal.
I. A.

Ignacio Almudévar Bercero ha decidido poner punto y final a su mandato como presidente de la Federación de Polígonos Industriales de Huesca para propiciar la renovación y con el convencimiento de haber completado su hoja de servicios, además de por sus propias circunstancias personales tras la dura experiencia que le supuso el covid, que le llevó a la uci durante más de un mes. 

Su mandato concluyó en 2020 pero las especiales circunstancias de la pandemia han prorrogado su final hasta el momento actual, en el que el presidente ha decidido iniciar el periodo electoral que concluirá con la designación de los nuevos dirigentes. Hasta entonces, Félix Orduna será transitoriamente será su sustituto.

Ignacio Almudévar ha ejercido la presidencia durante 12 años a los que se suman 7 más de vicepresidente con Berta Allué en el máximo rango. Desde la federación valoran que desde un inicio ha ofrecido su "entusiasmo" a todas las directivas, compatibilizando durante un largo periodo con la máxima representación del Polígono Sepes. Desde 2015 hasta 2019, fue presidente de la Federación de Polígonos Empresariales de Aragón (FEPEA) y también ocupó cargos de responsabilidad en la Confederación Española de Áreas Empresariales, Cepyme-Aragón y Cepyme-Zaragoza.

El hasta ahora presidente de la federación ha imprimido su carácter en todos estos años en los que ha sido un interlocutor "activo, reivindicativo y leal con las administraciones, a las que ha demandado la capacidad de dimensionar la importancia que para el desarrollo tienen las áreas industriales", destacan. "Con trabajo y esfuerzo sin límites, ha conseguido la transformación paulatina –le hubiera gustado con mayor celeridad- de los polígonos", añaden. 

Almudévar se muestra satisfecho del importante cambio producido en el polígono de Martínez de Velasco, que ha resurgido de sus viejas carencias y ha incorporado a través de las recalificaciones urbanísticas nuevos sectores y empresas al servicio de la ciudad. Además, ha sido tenaz en las exigencias de soluciones para el chabolismo en La Magantina, para las caballerizas en el Monzú y para la unión de polígonos con hitos como el puente de Pedro Lafuente y la ronda de la Industria como vertebradora de la comunicación entre todos ellos, gracias a las inversiones del Plan E hace más de diez años.

Junto con sus respectivas juntas han exigido "con firmeza" medidas para la seguridad de los polígonos, que en algunas épocas han padecido oleadas de robos, además de trabajos de canalizaciones y de otros servicios imprescindibles para el correcto desempeño de las más de 350 empresas que se han agrupado a lo largo de los años en torno a la Federación.

Ignacio Almudévar Bercero tiene una "perspectiva humanista" de la empresa que ha contagiado a su propia compañía, Agropal, y a las organizaciones que ha dirigido. Cuando está a un año de cumplir el 30 aniversario de la creación de Agropal, la ha dotado de una cultura que se refleja tanto en los resultados objetivos (de ahí que figure en el ranquin Cepyme 500 y el Pacto Mundial Red Española) como en los galardones: Premio Empresa Huesca 2009, Premio Empresa Responsable con la Infancia, finalista en dos ocasiones a la excelencia logística en el Pilot, Responsabilidad Social de Aragón, ganador del Félix de Azara… Además, fue el promotor y fundador del Foro Huesca Excelente, que aglutina una treintena de socios que abarcan desde grandes estructuras a autónomos, con el común denominador de la defensa de los valores de los empresarios y los emprendedores.

Desde su plataforma empresarial que aglutina medio centenar de trabajadores y desde la Federación, Ignacio Almudévar ha dado pruebas de su responsabilidad social que se constata con un crecimiento sostenible y medioambiental (practica los conceptos de la salud y el bienestar animal con la reducción de elementos químicos y la introducción de fertilizantes naturales), la colaboración con la universidad y con las organizaciones empresariales, el apoyo a multitud de iniciativas del Tercer Sector y algunas naturales como la recuperación del Camino de San Úrbez, y el respeto y la transparencia con sus colaboradores. "Un discurso que en el exterior ha encontrado un gran eco por su admirable lucha contra el coronavirus en circunstancias extremas. De hecho, se ha convertido en un auténtico apóstol de la humanización de los servicios médicos a los que defiende con ardor y gratitud", subrayan.

En la hora de su “hasta siempre”, Almudévar asegura que prolongará con los nuevos dirigentes de la Federación la colaboración cuya cultura ha promovido para avanzar en beneficio de las empresas, de estos polígonos y de la ciudad. “Quiero agradecer al final de este periplo el apoyo y el ánimo de todos los empresarios. A todas las juntas directivas, con mención a Lourdes Montorio, abogada y coordinadora de la Federación y de las cuatro asociaciones de los polígonos. A los alcaldes, concejales de desarrollo, urbanismo y seguridad ciudadana, a todos los grupos políticos que han respaldado nuestras inquietudes. A los ciudadanos de Huesca por su comprensión de nuestras reivindicaciones, que son en beneficio de todos ellos. A los medios de comunicación que han sido parte fundamental en nuestros logros y por el trato recibido. A la familia, a la que he privado de más tiempo de dedicación y que me ha entendido y arropado. Ahora, el rumbo me exige dedicarme más tiempo a mí mismo, pero este trabajo desinteresado por el territorio y por sus gentes ha saciado mi dimensión humana y no puedo sino decir gracias, gracias y millones de gracias”, se despide.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión