Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Monzón convierte sus 'San Mateos' en sesiones musicales controladas

Las Tardadas del Cinca Medio, la alternativa a las fiestas patronales mediocinqueñas, se han desarrollado con buena afluencia de público y sin incidencias sanitarias.

Monzón celebra este martes su día grande en honor a su patrón, San Mateo, y con los actos culturales se cerrará un programa de eventos que ya comenzó el pasado 11 de septiembre y que se ha prolongado durante prácticamente dos semanas, llevando la diversión a todos los barrios de la capital mediocinqueña. La suspensión de las fiestas patronales obligó a la Concejalía de Fiestas a reinventar sus ‘San Mateos’ y así ha nacido Las Tardadas del Cinca Medio con actos adecuados a las restricciones sanitarias y bajo el protocolo COVID-19. Un modelo que ha funcionado de forma “fantástica” como ha asegurado el concejal de festejos Javier Vilarrubí quien valora la “normalidad con la que se están desarrollando todos los actos. El tiempo ha acompañado y todos los actos organizados con llenos de público” y sin contagios por coronavirus.

Una de las novedades de este formato ha sido que la programación ha llegado a todos los barrios de Monzón con actuaciones infantiles y para el público más adulto. "Se acercaba a estos barrios actos culturales ya que en más de un año y medio de pandemia no han podido celebrar ningún evento", ha recordado el concejal.

Los escenarios en los barrios se han completado con los habituales espacios: el auditorio al aire libre José Antonio Labordeta, donde la noche de este lunes actuaban Los Gandules -uno de los platos fuertes de esta programación-; el Conservatorio de Música, donde este domingo se celebró el emotivo concierto de la banda municipal La Lira por su 35 aniversario con entrega de placas a los directores de esta querida formación; o la asociación San Mateo -a quien el concejal agradece su sesión- , con conciertos de música de baile “sin baile” o actuaciones infantiles como el espectáculo de magia de los hermanos Ronchetti, este lunes al mediodía. Los aforos llegaban desde los 300 asistentes en los espectáculos infantiles a los 500 en los conciertos.

Ha sido un buen revulsivo para la gente que necesitaba ese espacio de ocio ya que muchos no han podido hacer vacaciones. Sí que es cierto que cuesta acostumbrarse a ver los conciertos sentados, pero la gente ha respetado de forma responsable las medidas de seguridad para disfrutar del ocio”, ha afirmado Vilarrubí. A ello hay que añadir el ferial que se instaló el primer fin de semana en el polígono Paúles haciendo las delicias de los más pequeños.

El concejal también valora el impacto que estos actos han tenido en la hostelería, que ya ha ampliado su horario nocturno. “Después de los conciertos la gente ha podido cenar y tomar sus consumiciones, las terrazas estos días en Monzón estaban llenas”, ha apuntado.

En la programación de este martes tendrán lugar los actos más emotivos y emblemáticos como la entrega de la pañoleta a los bebes nacidos en este año para que tengan un recuerdo de su “Primer San Mateo” o la misa en la catedral de Santa María del Romeral, sin procesión, al mediodía. Por la tarde, a las 16.30 la música llega a la residencia municipal RioSol. Además, también tiene lugar una actuación familiar en la asociación San Mateo a las 11.30 (‘Uh, qué cangelo’), una revista musical a las 20.00 en el mismo enclave, y la orquesta Swing Latino en el auditorio Labordeta también a la misma hora. El broche lo pondrá un espectacular castillo de fuegos artificiales que se lanzarán desde el castillo a las 22.30.

“El Patronato Municipal de Fiestas se siente muy feliz por haber podido cumplir con el objetivo de buscar un nuevo formato para que la gente tuviera ocio estos días y creemos que lo hemos conseguido”, ha señalado su presidente

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión