Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Huesca doblega el repunte de las 'no fiestas' de San Lorenzo

La incidencia a siete días cae 140 puntos en la última semana y la presión hospitalaria también continúa en descenso. 

Los oscenses han mantenido el espíritu laurentino hasta el último día de las 'No Fiestas de San Lorenzo', e 15 de agosto.
Los oscenses han mantenido el espíritu laurentino hasta el último día de las 'No Fiestas de San Lorenzo', e 15 de agosto.
Rafael Gobantes

Dos semanas después de que los oscenses despidieran las 'no fiestas' de San Lorenzo, la ciudad de Huesca da por superado ya el ligero repunte de contagios registrado como consecuencia de algunos excesos de la semana laurentina, en la que el Ayuntamiento no organizó ningún acto oficial. Así lo confirma la curva de la incidencia acumulada, que ha bajado en 140 puntos en la última semana y se sitúa ya en una tasa de 222 casos por cada 100.000 habitantes. 

El alcalde de Huesca, Luis Felipe, ha reconocido que esperaba un "lógico" repunte de casos "porque siempre que hay más interacciones sociales aumenta el número de contagios". No obstante, a su juicio, el hecho de que se haya doblegado ya esa curva sin consecuencias excesivamente graves demuestra que "el comportamiento de la ciudad fue responsable, como en años anteriores". Confía en que a partir de ahora el nivel de positivos no sea superior ya a una situación de normalidad. 

Gráfica de la incidencia acumulada de la ciudad de Huesca, que se sitúa en 222 tras superar el repunte de las 'no fiestas' de San Lorenzo.
Gráfica de la incidencia acumulada de la ciudad de Huesca, que se sitúa en 222 tras superar el repunte de las 'no fiestas' de San Lorenzo.
DGA

Así, el repunte de las 'no fiestas' deja un balance de 286 contagios (173 en la semana del 16 al 22 de agosto  y 113 del 23 al 29), lo que supone un 55% más que el año pasado en esas mismas fechas. El verano comenzó en la capital oscense con muy buenas cifras y, de hecho, en la semana del 21 al 27 de junio tan solo se registraron 12 positivos con una incidencia acumulada de 20. Sin embargo, a partir de entonces la curva comenzó a dispararse hasta tocar techo en la semana del 19 al 25 de julio con 347 contagios. Luego llegó un nuevo descenso que se interrumpió con la llegada de las 'no fiestas' con un incremento a partir del 13 de agosto, cuando la incidencia estaba en 224, prácticamente la misma que se ha conseguido recuperar ahora. 

El delegado de Cemsatse y médico de Atención Primaria, Ramón Boria, considera que la situación actual es "buena" ya que la gran mayoría de los contagios que dejaron las 'no fiestas' han podido ser detectados "y están en vías de solución". Sin embargo, también ha insistido en que todavía hay que ser "muy prudentes" porque podría llegar algunos 'coletazos' de esos positivos, que han tenido perfiles muy distintos. 

El gerente de los sectores sanitarios de Huesca y Barbastro, José Ignacio Castaño, ya avisó hace unos días de que había que estar atentos a los efectos que podía causar este repunte en la presión del Hospital San Jorge dos semanas después del final de las 'no fiestas' y, de momento, parece que no ha tenido una gran incidencia ya que el número de ingresos también está en descenso (18, cinco de ellos en la UCI). Muy lejos de los 55 pacientes que había el 9 de agosto en el centro hospitalario de la capital.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión