Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

accidente en el embalse de barasona

"Estábamos sacando el coche del pantano cuando ha venido la conductora a darnos las gracias"

Los bomberos se muestran asombrados de la rápida recuperación de la ocupante del vehículo que el domingo cayó al pantano de Barsona y a la que rescataron inconsciente.   

El vehículo quedó sumergido en el agua.
El vehículo quedó sumergido en el agua.
Diputación de Huesca

La conductora que la tarde del domingo cayó a las aguas del embalse de Barasona salvó la vida milagrosamente. La mujer, una vecina de Graus, resultó ilesa, a pesar de la aparatosidad del suceso y de los graves daños sufridos por el vehículo. La suerte estuvo de su lado. Los bomberos se encontraban cerca porque habían sido activados para otro rescate en el pantano y varias personas que circulaban por la carretera N-123 vieron el percance y se lanzaron inmediatamente al agua.

Los bomberos del parque de Graus-Benabarre no salían de su asombro cuando tres horas después la vieron aparecer. "Estábamos sacando el coche del pantano y ha aparecido la mujer totalmente recuperada para darnos las gracias. Nos hemos quedado blancos, porque el vehículo estaba destrozado", señaló uno de los intervinientes.  

Los bomberos de la Diputación habían recibido un aviso del 112 alertando de que una mujer, acompañada de un bebé, se había quedado atrapada en un islote del embalse al subir el nivel del agua por la suelta desde la presa. El servicio de emergencia activó al parque de Graus-Benabarre y mientras se dirigían hacia allí entró una nueva llamada informando de que un conductor se había caído al pantano a la salida de Graus en dirección a Barbastro. 

Al llegar se encontraron con que unas personas que circulaban por la carretera y vieron el accidente se habían metido en el agua a rescatar a la mujer. "El coche estaba totalmente hundido y estaban sacando a la ocupante inconsciente de debajo del agua. Lo pudieron hacer porque se había quedado volcado lateralmente y la parte que quedaba arriba era la de la conductora", explicaron las mismas fuentes. 

Los bomberos ayudaron a llevarla hasta la orilla y una médico que pasaba por la carretera y se detuvo la atendió y consiguió que se recuperara. Más tarde fue asistida por una ambulancia del 061. Hasta el lugar se desplazó un helicóptero del 112, pero finalmente no la evacuaron por el aire, la trasladaron en ambulancia al Hospital de Barbastro, de donde salió a las pocas horas.      

En el operativo colaboraron también miembros de los GEAS (Grupo Especial de Actividades Subacuáticas) de la Guardia Civil para asegurarse de que no había ninguna otra persona atrapada en el vehículo.

Mientras, el parque de Boltaña tuvo que ser activado para ir a atender a la mujer y el bebé que estaban en el islote aguas arriba de Graus, entre Besiáns y San Quilez. Un hecho que no es tan inusual. Según ha explicado la alcaldesa de Graus, Gema Betorz, los bañistas se confían y cuando crece el nivel del agua es relativamente frecuente que alguno se quede incomunicado en las isletas.

El pasado viernes, los bomberos atendieron otro accidente de tráfico, en Bailo, también muy aparatoso pero sin víctimas. Un coche se salió de la carretera y se precipitó por un puente hasta ir a parar a un barranco. En él viajaban seis personas, cuatro de ellas menores de edad, que salieron por su propio pie y resultaron ilesos.  

     

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión