Huesca
Suscríbete por 1€

La mujer apuñalada en Barbastro y su asesino llevaban dos meses divorciados

La jueza que lleva el caso del crimen machista ha pedido un examen médico del hombre, que sigue internado en Psiquiatría del Hospital Universitario San Jorge de Huesca, para saber si ya puede interrogarlo. 

Flores en recuerdo de Hazna colocadas este jueves junto al Hospital de Barbastro, en cuya cafetería trabajaba.
Flores en recuerdo de Hazna colocadas este jueves junto al Hospital de Barbastro, en cuya cafetería trabajaba.
Colegio de Médicos de Huesca.

Hassna, la mujer de 35 años apuñalada en Barbastro este miércoles, y su marido, detenido como presunto asesino, llevaban dos meses divorciados, según ha confirmado el Tribunal Superior  de Justicia de Aragón (TSJA) este viernes. Desde el momento del crimen se puso de manifiesto que la pareja, con tres hijos en común, no estaba conviviendo bajo el mismo techo desde hace tiempo. De hecho, el hombre residía en Monzón. Desde allí fue a la casa que ambos compartieron y en la que ella vivía con los niños, de 14, 6 y 1 año. Delante de ellos la mató con un arma blanca.  

La subdelegada del Gobierno en Huesca, Silvia Salazar, señaló este jueves que el proceso de divorcio se había iniciado a instancias de Hassna, quien había denunciado a su marido por malos tratos. Asimismo, explicó que las medidas de protección establecidas tras esa denuncia habían terminado su vigencia a finales del año 2020. Hasta entonces (no se ha detallado desde cuándo) el hombre tenía una orden de alejamiento de ella y llevaba una pulsera para controlar que esta se cumpliera. 

El presunto asesino, de 43 años y que fue detenido en el mismo lugar de los hechos, tiene además antecedentes por desorden mental. El TSJA ha confirmado este viernes que continúa ingresado en el ala de Psiquiatría del Hospital Universitario San Jorge de Huesca, donde ya había estado con anterioridad. La jueza ha pedido a un médico forense que valore el estado del hombre para poder determinar si está en condiciones de prestar declaración sobre lo sucedido. 

Para este internamiento fue necesaria la intervención del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción nº 1 de Huesca, que tuvo que ratificar el ingreso del detenido en el hospital porque él se negaba  a aceptar esta medida. 

La titular del Juzgado Nº 1 de Barbastro, encargado de los casos de Violencia sobre la Mujer, continúa también a la espera de que se le remitan el informe forense de la mujer y el atestado de la policía judicial. 

Los tres hijos de Hassna permanecen al cuidado de personas allegadas a la mujer, originaria de Marruecos y que no tiene familia en Barbastro. Su exmarido, también marroquí, sí tiene un hermano en esta localidad. Los menores están bajo la supervisión de los Servicios Sociales de la Comarca de Somontano, que trabajan en coordinación con el Instituto Aragonés de la Mujer, el IASS del Gobierno de Aragón y la Subdelegación del Gobierno de España en Huesca para aplicar los protocolos y la atención que rigen en estos casos. 

El cadáver de la mujer asesinada continúa en Barbastro mientras se realizan los trámites para su repatriación a Marruecos.  

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión