Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Rescatan a un escalador que se quedó colgado a 150 metros de altura en Riglos

La Guardia civil también auxilió a otro escalador en la sierra de Guara, a un ciclista herido grave por una caída en Panticosa y a una montañera lesionada en el glaciar del Aneto.

El escalador fue rescatado en los Mallos de Riglos. En la foto, el helicóptero de la Guardia Civil, en una imagen de archivo.
El escalador fue rescatado en los Mallos de Riglos. En la foto, el helicóptero de la Guardia Civil, en una imagen de archivo.
Javier Blasco

La Guardia Civil ha rescatado este fin de semana a un escalador que se encontraba en una vía de Riglos y se quedó colgado de la cuerda a 150 metros de altura. Se trata de un  joven  vizcaíno de 23 años, que iba a acompañado de una mujer, de la misma procedencia, de 22. Entre el sábado y el domingo el Greim ha realizado otros tres operativos para auxiliar a un ciclista en Panticosa, a una montañera en el glaciar del Aneto (Benasque) y otro escalador en la sierra de Guara. 

El rescate de Riglos se realizó en la tarde del sábado. La llamada de socorro se recibió a las 16.15, informando que una persona tenía problemas en una vía de escalada de Riglos y no podía continuar. El equipo de Huesca y el helicóptero de la Guardia Civil, junto con una sanitaria del 061, se dirigieron hasta allí y cuando llegaron vieron que estaba colgado de la cuerda en la vía de escalada Mosquitos del Mallo Visera. Se encontraba en un desplome (paredes con una inclinación de unos 45 grados) y no se podía agarrar a nada. Estaba separado de la pared y su cuerda no llegaba al suelo. 

Para sacarlo de allí, la Guardia Civil no podía recurrir a izarlo con la grúa al helicóptero. La unidad aérea dejó a los especialistas 50 metros más arriba y mediante rapeles descienden hasta el enriscado. Una vez asegurado y trasladado al lugar donde estaba su compañera, ambos fueron ayudados a descender hasta el suelo con seguridad. 

Además este domingo otro escalador también sufrió un accidente y se lesionó un tobillo en el Tozal del Vero, una zona de la sierra de Guara perteneciente al municipio de Colungo. Precisamente un día antes, la Guardia Civil colgó un aviso en sus redes sociales recomendando a los montañeros que cuando tengan problemas llamen al 062 o al 112. "Nuestras compañeras y compañeros del Greim y el Cuco (como se conoce popularmente al helicóptero de salvamento) acudirán en tu ayuda. El tuit estaba ilustrado con una fotografía de un rescate en el Puro, también en los Mallos de Riglos.

El sábado se efectuaron otros dos auxilios. Uno de ellos fue un ciclista, un vecino de Jaca de 46 años, que había sufrido una caída en las inmediaciones del refugio de Yandel (Panticosa). Cuando lo localizaron, el accidentado se quejaba de un fuerte dolor en la espalda y el cuello. Lo inmovilizaron y lo trasladaron en camilla hasta una zona más despejada. Según ha explicado la Guardia Civil, se valoró el inconveniente de mover al herido en vehículo por un camino muy inestable, por lo que se solicitó la activación de la Unidad Aérea de Huesca, que lo evacuó al Hospital San Jorge .

El segundo aviso se recibió a través de 112-SOS Aragón. Un montañera se había lesionado una rodilla en la zona del glaciar del Aneto, a unos 2.900 metros de altitud. Se dirigieron al lugar el Greim de Benasque, el helicóptero y una sanitaria del 061. Los especialistas ayudaron a la herida a subir al aparato y la trasladaron a la helisuperficie de Benasque y de allí en ambulancia al Hospital de Barbastro. Es una mujer de 36 años vecina de Galdákano (Vizcaya).

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión