Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Rescatan a cuatro alpinistas de Barcelona sepultados por un alud en el corredor de Estasen, en Benasque

Los especialistas de La Guardia Civil llevaron a cabo la evacuación en condiciones adversas por las rachas de viento y con el peligro de que se produjera una nueva avalancha en la zona.  

Un especialista en montaña de la Guardia Civil durante una de las operaciones de rescates efectuadas este fin de semana.
Un especialista en montaña de la Guardia Civil durante una de las operaciones de rescate efectuadas este fin de semana.
Guardia Civil

Los equipos de montaña de la Guardia Civil de Huesca han activado este fin de semana cinco operaciones de rescate y han auxiliado a nueve personas en diferentes lugares de la provincia. La intervención más complicada ha sido la evacuación de cuatro alpinistas catalanes que este sábado han quedado sepultados por un alud en el corredor de Estasen, una de las vías de ascenso al Aneto. Tres de ellos han sufrido lesiones de carácter leve y uno ha resultado con una pierna rota. 

El suceso se produjo poco antes de las 17.00. A esa hora se recibió el aviso de que una avalancha había afectado a un grupo de cuatro alpinistas, tres mujeres y un hombre de entre 41 y 60 años y vecinos de Barcelona. Se alertaba de que estaban heridos. Especialistas del Greim de Benasque, junto con el helicóptero de la Guardia Civil en Huesca y un médico del 061 se desplazaron hasta allí. Mediante una arriesgada maniobra del piloto para sortear las fuertes rachas de viento que en ese momento se registraban en la zona, la aeronave dejó allí a los guardias y al facultativo. 

Tras evaluar la situación y ante la existencia de un riesgo muy elevado de que se produjera un nuevo alud, los especialistas evacuaron primero a los tres heridos leves mientras el médico asistía al más grave, que había sufrido una fractura en la pierna y fue trasladado en camilla por los especialistas hasta un punto de recogida más favorable para el piloto debido al aire. 

Los heridos de menor consideración fueron trasladados en ambulancia desde Benasque al Hospital de Barbastro y la persona grave fue evacuada en helicóptero hasta el Hospital Universitario San Jorge de Huesca. 

El perro cayó 20 metros por un corredor al romperse una cornisa de nieve.
El perro cayó 20 metros por un corredor al romperse una cornisa de nieve.
Guardia Civil

También el sábado, hacia las 12.30, especialistas del Greim de Panticosa, con apoyo del helicóptero, rescataron a un alpinista que estaba con su perro en el Pico Infiernos, en el Valle de Tena. El hombre, de 30 años y vecino de Zaragoza, intentaba pasar de la cima oriental a la central cuando se desprendió una cornisa de nieve que provocó la caída del animal unos 20 metros por un corredor. El montañero no cayó pero pidió ayuda al temer por su vida si seguía avanzando.

Una vez que el alpinista estuvo a salvo, los guardias vieron que podían llegar hasta el perro con ayuda del material que portaban. Descendieron los 20 metros por debajo del collado hasta donde estaba el animal y lo izaron con cuidado hasta depositarlo en un lugar seguro. El hombre y su mascota estaban ilesos y fueron trasladaron hasta una zona donde no  existía peligro para llegar por sus propios medios hasta su vehículo

Sobre las 14.30 horas del mismo día componentes del Sereim de Jaca, con la aeronave y un sanitario del 061, localizaron a un senderista de 42 años vecino de Zaragoza que se había extraviado en la ribera del río Aragón, a la altura de Berdún, mientras realizaba una etapa del Camino de Santiago. Estaba agotado y desorientado y le ofrecieron auxilio. 

La jornada del sábado finalizó a última hora de la tarde con el rescate de un senderista accidentado en el barranco de las Gorgas de San Julián (Nueno). Se había lesionado un tobillo y no podía continuar por sus medios. Especialistas del Ereim de Huesca, con el helicóptero y un médico acudieron al lugar. Fue necesario utilizar la grúa de la aeronave para sacar al hombre, un vecino de Zaragoza de 48 años, que fue trasladado al Hospital Universitario San Jorge.

La Guardia Civil ha rescatado a dos escaladores que se encontraban enriscados en el Mallo Pisón cerca de la vía Tangerine Dream. Habían quedado colgados en una repisa de la cara norte al engancharse las cuerdas cuando trataban de descender

También resultó arriesgado el rescate de dos escaladores enriscados cerca de la vía Tangerine Dream (Las Peñas de Riglos). Se habían quedado colgados en una repisa de la cara norte del Mallo Pisón al engancharse las cuerdas cuando trataban de descender rapelando. 

El helicóptero llevó hasta la cima a los especialistas del Ereim de la Guardia Civil de Huesca, que descendieron unos 150 metros hasta llegar al lugar donde se habían enredado las cuerdas de los escaladores para que pudieran bajar por sus propios medios hasta el suelo, ya que estaban ilesos. Ocurrió el viernes y las personas auxiliadas  eran una mujer de 28 años y un hombre de 42, vecinos de Zaragoza.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión