Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

huesca

Los hosteleros de Huesca aplauden la reclamada ampliación de horarios

La asociación también valora la importancia de incrementar los aforos de las terrazas hasta el 100%. La hoteles altoaragoneses solo recibieron 5.500 visitantes en enero, un 92,% menos que en 2020.

Ambiente en comercios y veladores de la ciudad de Huesca este martes por la tarde.
Ambiente en comercios y veladores de la ciudad de Huesca este martes por la tarde.
Rafael Gobantes

Llevaban mucho tiempo pidiéndolo, a tenor de la tendencia a la baja de la incidencia que venía registrando la provincia de Huesca en las últimas semanas (el último dato la sitúa en solo 65 casos por cada 100.000 habitantes), y por fin el Gobierno de Aragón ha atendido sus demandas. A partir de este viernes, los establecimientos hosteleros altoaragoneses podrán abrir hasta las 22.00, recuperando con ello el servicio de cenas, e incrementar el aforo de las terrazas hasta el 100% (ahora está en el 50%). Lo único que no cambia es la ocupación en interior, que se mantiene en el 30%. 

Silvia Fernández, gerente de la Asociación Provincial de Hostelería y Turismo, ha reconocido que el sector está "satisfecho" con esta nueva flexibilización de las restricciones adoptada por el departamento de Sanidad, que ha rebajado el nivel de alerta de Huesca de 3 agravado a 3 ordinario. "Esperábamos primero que se retrasara el toque de queda hasta las once de la noche y permitir así trabajar hasta las diez a la hostelería de Huesca porque al menos da opción a poder dar cenas, que era lo que pedíamos", ha valorado. Y es que ha asegurado que especialmente los fines de semana, suponen un "importante porcentaje" de la facturación.

Desde la asociación también confían en que la ampliación del aforo de las terrazas ayude a reactivar todavía más la actividad económica "porque de cara al buen tiempo, la gente podrá estar un poco más en la calle ya que muchos salen de trabajar a las ocho de la tarde o terminan de hacer sus compras a esa hora y  les permitirá ir a un bar o a un restaurante a consumir". El único pero es que confiaban que la ocupación en el interior de los locales se incrementara también del 30% actual al 50%.

La asociación cree que estas nuevas medidas pueden suponer un "alivio". Sin embargo, también hacen hincapié en que los confinamientos provinciales siguen siendo un lastre para el sector turístico y especialmente en el Pirineo. "Creo que todo el mundo ha tirado ya la toalla porque si no se pueden abrir las pistas de esquí -solo Astún está operativa- difícilmente va a haber clientes. Al menos es buen que con los que tienen de la provincia, donde hay movimiento, puedan ampliar ahora los servicios", señala. 

Precisamente este miércoles se han conocido los resultados de la encuesta de ocupación hotelera de enero, que arrojó un descenso de viajeros del 92,5% respecto a 2021 ya que los pocos establecimientos de la provincia que estuvieron abiertos (137, de los cuales solo 28 fueron de tres y cuatro estrellas) recibieron apenas 5.489. Las comarcas pirenaicas fueron las más afectadas ya que Ribagorza sumó 818 visitantes, Alto Gállego llegó a 284, Sobrarbe registró 219 y Jacetania ni siquiera comunicó datos. El grado de ocupación total  alcanzó solo el 8,9% frente al 43,8% del año pasado y únicamente hubo 338 personas empleadas, un 77% menos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión