Despliega el menú
Huesca

El detenido por violar a una anciana de 94 años en Tamarite dejó huellas y un rastro de sangre en la casa

El arrestado, de 24 años y origen subsahariano, llevaba solo unas semanas en la localidad. En el piso donde se alojaba, los agentes encontraron ropa ensangrentada porque se cortó al romper la ventana.

Entrada a los juzgados de Monzón.
Entrada a los juzgados de Monzón, donde pasará a disposición judicial el detenido.
J.L.P.

La Guardia Civil tardó menos de 24 horas en identificar y detener al hombre que el sábado por la noche agredió sexualmente a una anciana de 94 años en Tamarite de Litera. Los rastros de sangre y las huellas aparecidos en el domicilio de la víctima, así como otros indicios físicos, permitieron arrestarlo en el piso que ocupaba en la localidad desde hacía unos días.

El detenido es un joven de 24 años nacido en Gambia que entró irregularmente en el país siendo menor. Hasta su mayoría de edad estuvo en un centro en Cataluña. La Guardia Civil confirmó este lunes el arresto bajo los cargos de agresión sexual y allanamiento de morada.

Los hechos ocurrieron el pasado sábado en torno a las once de la noche en la casa de la anciana. Para acceder a la vivienda, dobló la reja de una de las ventanas y consiguió abrir un pequeño hueco por donde colarse (es un hombre menudo). Al romper el cristal se hirió, dejando un rastro de sangre.

Los investigadores cuentan con esta y otras evidencias biológicas recogidas en el escenario del delito, así como las huellas dactilares para cotejar con su ficha policial. Según la Comandancia de Huesca, también hay "indicios físicos" de su presencia en el inmueble. Estas y otras pruebas localizadas en el exterior de la casa condujeron a los agentes hasta el piso donde reside el presunto autor. Allí encontraron ropa manchadas de sangre y unas zapatillas para contrastar con las huellas de pisadas halladas en el domicilio de la víctima.

Total indefensión

La anciana vivía sola y ya se había retirado a su habitación cuando fue allanada la vivienda. Estaba en una situación de total indefensión. Tras el ataque consiguió avisar a un familiar, que a su vez puso los hechos en conocimiento de la Guardia Civil. No pudo facilitar muchos detalles del agresor, pero sí alguna descripción de la ropa que vestía, en concreto un anorak rojo, que sirvió también para ayudar a su localización.

La Policía Judicial de la Guardia Civil se hizo cargo de la investigación y ya en la inspección ocular recogió numerosos indicios. El domingo a media tarde se procedió a la detención del supuesto autor, que está acusado de los delitos de agresión sexual y allanamiento de morada.

Diversos testimonios apuntan a que el hombre estuvo merodeando por la zona e incluso se han revisado cámaras de seguridad cercanas al lugar de los hechos. El arrestado no llevaba mucho tiempo residiendo en Tamarite de Litera. Había llegado a la localidad hacía unas semanas. No tenía papeles y se alojaba en casa de un amigo. Según fuentes judiciales citadas por la agencia Efe, permaneció hasta su mayoría de edad en un centro de la ciudad de Lérida, del que fue finalmente expulsado debido a su comportamiento.

El suceso se ha vivido con "preocupación y consternación, porque son hechos muy graves, que no caben en la cabeza de nadie", ha declarado el alcalde, Francisco Mateo, quien ha agradecido el "trabajo exquisito" de la Guardia Civil "para que esto se pudiera esclarecer lo más rápidamente posible". Ha destacado la colaboración ciudadana, y en concreto menciona al colectivo de inmigrantes subsaharianos, que ayudó para dar con el paradero del autor de la agresión.

En el operativo trabajaron agentes del Laboratorio de Criminalística de la Comandancia, de los equipos de Policía Judicial de Huesca y Barbastro y del puesto de Tamarite. El detenido permanecía ayer en dependencias oficiales a la espera de pasar a disposición judicial. Según el Tribunal Superior de Justicia, el juzgado número 1 de Monzón se ha hecho cargo del caso y está a la espera del atestado preliminar.

Etiquetas