Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Huesca

El casco antiguo de Huesca suma 21 millones de euros para rehabilitación en los últimos 20 años

El primer programa para recuperar las viviendas del centro histórico se puso en marcha en 1998. El nuevo plan abarca calles de los barrios de San Lorenzo y Santo Domingo y la zona de Barrionuevo.

Empleados municipales en la oficina del ARRU, en la plazo López Allué de Huesca.
Empleados municipales en la oficina del ARRU, en la plazo López Allué de Huesca.
Roger Navarro

La ciudad de Huesca afronta un nuevo programa de rehabilitación de viviendas. En esta ocasión, el ámbito de las intervenciones salta los límites del casco antiguo y las ayudas alcanzarán también a las construcciones más antiguas de los barrios de San Lorenzo y Santo Domingo y San Martín así como a la zona de Barrionuevo.

Los 3,2 millones de euros con los que está dotado este ARRU (Área de Regeneración y Renovación Urbana 2018-2022) se sumarán a los 20,8 millones de euros que en los últimos 20 años se han invertido en la mejora del centro histórico de la capital oscense a través de diferentes programas de rehabilitación, que empezaron entre 1991 y 1993 , mediante un acuerdo entre el Ayuntamiento y el Gobierno de Aragón con ayudas genéricas a los particulares. También hay vigente una ordenanza para fomentar estas actuaciones mediante la rebaja de impuestos y tasas municipales.

No obstante, no fue hasta 1998 cuando se puso en marcha el programa ARI con la firma de un convenio entre estas dos administraciones y el Ministerio de Fomento . La línea de ayudas fue para recuperar la zona entre la catedral y la plaza de San Pedro, «muy degradada social y físicamente». Los propietarios se animaron a hacer obras y el plan, denominado ARI, se prorrogó hasta el año 2001 y posibilitó una inversión de 5,6 millones que afectó a 30 edificios y 110 viviendas.

Entre 2007 y 2014 estuvo vigente el acuerdo para el Área de Rehabilitación del Centro Histórico de Huesca (ARCH), que se desarrolló en dos fases y una adenda. En conjunto, este programa favoreció una inversión de 13,1 millones de euros para acondicionar 26 edificios del centro histórico (sobre todos viviendas) y reurbanizar la plaza Latre.

Este ha sido, hasta ahora, el plan de rehabilitación como tal más importante para esta zona de la capital oscense, donde algunos edificios conservan parte de su origen medieval en sótanos y plantas bajas. La mayoría de ellos fueron muy remodelados o construidos en el siglo XIX y principios del XX. En las fichas catastrales correspondientes predomina, por una cuestión técnica, la fecha de 1888, pero en muchos casos la antigüedad es mayor.

En los años 2015 y 2015 se publicaron sendas convocatorias de ayudas para este mismo ámbito. En total, se realizaron 17 actuaciones que beneficiaron a 104 viviendas en las calles Desengaño, San Salvador, Aínsa, Zarandia, San Justo y Pastor, Doña Petronila, Cortes, Coso Alto y Bajo y plazas Lizana, San Juan de la Peña y Fueros de Aragón. El coste de las obras de rehabilitación osciló entre los 18.401 y los 356.569 euros.

Oficina abierta

Hace una semana que se abrió la Oficina del ARRU en la plaza López Allué de Huesca. Atiende de 10.00 a 14.00 con cita previa. Con los 3,2 de inversión que generará este plan se podrá trabajar en la edificación de 10 viviendas y en la rehabilitación de otras 100. «Queremos que en el Casco haya Patrimonio, pero también habitantes, y que vivan en las mejores condiciones», destacó en su momento la concejala de Urbanismo, María Rodrigo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión