Despliega el menú
Huesca

La Audiencia de Huesca rechaza aplazar el juicio por el asesinato de Naiara

Los abogados de la defensa y de la acusación particular habían coincidido en solicitar una nueva fecha por la crisis sanitaria. 

Abogados del Caso Naiara en la Audiencia de Huesca / 27-02-2020 / Foto Rafael Gobantes [[[FOTOGRAFOS]]] [[[HA ARCHIVO]]]
Varios de los abogados del caso en la Audiencia de Huesca.
Rafael Gobantes

La Audiencia Provincial de Huesca ha declinado aplazar el juicio contra Iván Pardo por el asesinato en Sabiñánigo de su sobrina de 8 años, Naiara Briones, previsto entre el 29 de junio y el 7 de julio. Desestima de esta forma la solicitud realizada por los dos abogados de la defensa (también están procesados el padrastro y la abuelastra de la niña) y los dos de la acusación particular, que habían pedido buscar otra fecha porque en las actuales circunstancias no se podía garantizar la salud de los asistentes, dada la concentración de personas en la sala de vistas. 

El tribunal provincial esgrime el levantamiento de los plazos procesales y recuerda que se trata de una causa con preso. Sin embargo, los letrados consideran que una cosa son los plazos procesales y otra una vista pública. En todo caso, ven muy difícil la celebración del juicio, dado que uno de los abogados está de baja y otro a punto de pasar por el quirófano. El fiscal no se había opuesto a su petición.

Los letrados firmaron un escrito la semana pasada dirigido al tribunal argumentando "estrictas razones sanitarias" para pedir el aplazamiento hasta después del verano. Según explicó José Luis Vivas, representante de la abuelastra de la niña, "íbamos a coincidir en una sala, no excesivamente grande, unas 30 personas, cinco horas al día y durante una semana". 

Además del magistrado y el personal de la Audiencia, el juicio reuniría al fiscal, los cuatro letrados, los tres acusados, los miembros del jurado, los testigos, los periodistas y el público al que se permitiera el acceso. Hay personas de 15 años, en concreto una de las testigos, pero también de más de 70, como es el caso de algún letrado. El jurado lo componen nueve integrantes, que normalmente se distribuyen en un pequeño espacio al lado del tribunal.

En total estaban citados 32 testigos: vecinos, profesores de la niña, los padres biológicos de Naiara, agentes de la Guardia Civil y la Policía Nacional o un trabajador del servicio de urgencias del 061. Y se iban a escuchar 15 informes de expertos.

El calendario del juicio ya se había visto alterado anteriormente. En marzo, antes de declararse el estado de alarma, Marcos García Montes, abogado del padre biológico de la menor, pidió la suspensión de la vista prevista para el 25 de mayo, al coincidirle con otro proceso, también con jurado, en Madrid, que tenía prioridad al haber sido convocada primero. La Audiencia determinó otra fecha, del 29 de junio al 7 de julio, que coincidía con el tercer aniversario de la muerte de la pequeña, ocurrido el 6 de julio del 2017.

Etiquetas
Comentarios