Despliega el menú
Huesca

Huesca

Vuelve la nieve a las cumbres del Pirineo con un desplome de las temperaturas

Los termómetros han bajado de 15 a 0 grados en pocas horas en el norte de la provincia de Huesca, donde podrían acumularse espesores de hasta 20 cm a partir de los 2.20 metros. Hay alerta por intensas lluvias.  

La nieve vuelve con ganas al Pirineo de Huesca
Refugio Respomuso

La nieve ha vuelto al Pirineo de Huesca cuando falta poco más de un mes para la llegada del verano. Hace 20 días que, con menor intensidad, cayeron los últimos copos en las cumbres de la cordillera, donde en la madrugada de este domingo 10 de mayo las tormentas y las lluvias del frente que recorre el norte de España han empezar a dejar precipitaciones níveas que se mantendrán durante toda la tarde. 

Este episodio ha provocado, además, un desplome de las temperaturas, que han bajado de los 15 a los cero grados en unas pocas horas. "Hemos pasado de ir en pantalón corto a esto", comenta David Abajo, guarda del refugio de Respomuso, en Sallent de Gállego.  Según explica, al mediodía de este domingo ya se habrían acumulado en la zona unos 8 centímetros de espesor, pero las previsiones apuntan que podrían alcanzarse los 20 cm a lo largo del día y de cara al lunes.

El refugio de Respomuso está a 2.200 metros de altitud y desde él se observa que la nieve también cae en algunos puntos de valle de Tena, en la cota 1.600. Los copos han empezado a llegar hacia las 6.00 de este domingo, después de una fuerte tormenta.  En el de Bachimana, en Panticosa y también a 2.200, se han acumulado 4 cm de espesor. 

Este mismo domingo, la Aemet ha elevado al nivel naranja el aviso por riesgo de lluvias intensas en el Pirineo oscense y en la parte central de de provincia de Huesca, alerta que se mantendrá hasta el lunes. 

En el Pirineo y el centro de la provincia altoragonesa se esperan para la jornada de este 10 de mayo lluvias y tormentas que pueden dejar hasta 20 litros por metro cuadrado en una hora con acumulaciones de hasta 100 litros en 12 horas. Al mediodía de este domingo, la Confederación Hidrográfica del Ebro ya observa un repunte de caudales en las cuencas del Gállego y el Alcanadre. 

Etiquetas
Comentarios