Despliega el menú
Huesca

la destrucción de la cueva de chaves

La acción popular pedirá que Victorino Alonso entre en prisión

El juez le suspendió la pena de dos años con la condición de que no delinquiera, pero fue condenado por la Audiencia de León.

Victorino Alonso, durante su declaración en el Juzgado de lo Penal de Huesca
Victorino Alonso, durante su declaración en el Juzgado de lo Penal de Huesca
Rafael Gobantes

La Asociación Apudepa (Acción Pública para la Defensa del Patrimonio Aragonés), personada en el proceso penal por la destrucción con una excavadora del yacimiento neolítico de la cueva de Chaves (Casbas de Huesca), planteará al Juzgado de lo Penal número 1 de Huesca el levantamiento de la suspensión de la pena de dos años de cárcel contra Victorino Alonso para que ingrese en prisión. El empresario minero fue condenado en 2016, pero se libró de cumplir el castigo al no tener antecedentes y con la condición de no volver a delinquir en tres años.

La iniciativa de Apudepa, que ejerce la acción popular, se produce después de que la Audiencia de León lo haya condenado a dos años y medio de prisión por un delito contra el medio ambiente por arrasar un monte con una explotación minera a cielo abierto sin licencia.

"Una de las razones de la suspensión era que no tenía antecedentes, y además se le exigía no volver a delinquir, pero ya hay otra sentencia condenatoria contra él", declara la abogada de Apudepa, Pilar Villellas, para quien los delitos son similares.

El anuncio lo ha hecho tras conocerse que la empresa Fimbas, responsable civil subsidiaria por los daños en Chaves como propietaria de la finca de caza de Bastarás donde está enclavada, en la que daba las órdenes Victorino Alonso, pretende pagar la indemnización de 25 millones de euros que adeuda al Gobierno de Aragóncon la entrega del abrigo rupestre destruido.

Pilar Villellas recuerda que, pasados tres años, el daño aún no se ha reparado. "Victorino Alonso no lo ha hecho voluntariamente. Si ha pagado algo ha sido a través del embargo parcial de su pensión". Además, asegura, "nunca ha sido insolvente, tiene muchas empresas interpuestas gestionadas por él".

El abogado de la Comunidad Autónoma también solicitó recientemente al juez el embargo de la finca para afrontar la indemnización y la revisión de la declaración de insolvencia, ambas desestimadas.

Villellas cree que solo con la cueva no se puede cubrir la responsabilidad y cuestiona la valoración de 108 millones de euros hecha por Fimbas, cuando hace unos años tasó toda la finca en 12 millones. Con la letrada coinciden algunos de los arqueólogos que declararon en el juicio, consultados por este periódico. Contradicen el informe de tasación de Fimbas basado en los restos que quedan allí. Según estos expertos, "el nivel paleolítico que había en el yacimiento ya se excavó en su totalidad y no consta que haya otros niveles en la cueva". Además, dudan que la Ley de Patrimonio otorgue la propiedad del subsuelo al dueño de la finca de caza de Bastarás.

Etiquetas
Comentarios