Despliega el menú
Huesca

Heraldo Saludable

sanidad

La apertura del cuarto centro de salud de Huesca vuelve a retrasarse varios meses

Las obras no se entregarán hasta final de año o principios de 2020 y luego faltará todavía equiparlo.

El nuevo centro de salud de Los Olivos se está construyendo a las afueras, junto al Palacio de Justicia.
El nuevo centro de salud de Los Olivos se está construyendo a las afueras, junto al Palacio de Justicia.
Rafael Gobantes

Los 21.600 usuarios del Santo Grial de Huesca seguirán padeciendo las incomodidades de este viejo consultorio al menos hasta mediados de 2020 ya que el nuevo centro de salud que construye en la zona sur de Los Olivos, y que vendrá a aliviar estos problemas, acumula varios meses de retraso. Sanidad no se atreve a poner fecha a su puesta en servicio, pero los profesionales sanitarios ya trabajan con la previsión de que no abrirá sus puertas hasta el próximo verano, un año después de la primera fecha que dio el Gobierno de Aragón para su inauguración.

Las obras del cuarto centro que tendrá Huesca ya arrancaron en su día con casi medio año de retraso por la renuncia voluntaria de las dos primeras empresas clasificadas en el concurso. La primera piedra se puso en abril de 2018 y teniendo en cuenta el plazo de ejecución (15 meses), deberían haberse entregado el pasado verano. Pero durante el desarrollo de los trabajos surgieron nuevas dificultades y se sumó otra demora de tres meses. Aun así, la consejera de Sanidad, Pilar Ventura, garantizó que estaría en funcionamiento a final de año. Pero no va a ser así. Curiosamente, el centro de salud de Binéfar, con un presupuesto y un plazo de ejecución similares (2,7 millones y 15 meses), se inauguró ya la semana pasada.

Desde el departamento afirman ahora que las obras se entregarán "a final de este año o principios del que viene" y que luego habrá que sacar a concurso la compra de mobiliario y demás equipamiento, lo cual se demorará unos tres meses más por lo que no se marcan plazos de apertura.

Adolfo Cajal, coordinador del Santo Grial, asegura que aún no les han dado una fecha oficial pero calcula que Los Olivos no entrará en servicio al menos hasta mediados de año. La idea que se mantiene es dividir la actual plantilla de 12 médicos de familia entre los dos centros y que aquellos que se trasladen al nuevo servicio se ‘lleven’ también a sus pacientes, aunque estos luego tendrán la opción de renunciar y quedarse en el actual con otro médico. De momento, se ha abierto un período voluntario para que los médicos que quieran, soliciten el cambio de centro.

Lo que parece seguro es que Santo Grial se quedará sin pediatras ya que de los tres que hay ahora, dos irán a Los Olivos y el tercero se trasladará a Pirineos "porque no tiene sentido que se quede solo", explica Cajal. Mientras, la única matrona que hay ahora también pasará al nuevo.

Críticas por dividir el equipo

Desde Cemsatse critican que se vaya a mantener abierto Santo Grial como centro de salud con menos de la mitad de la actual plantilla. "Por volumen de habitantes y tamaño de la ciudad de Huesca, debería haber solo tres centros de salud o incluso dos, porque tienen que tener todos los servicios y cuantos más profesionales trabajen, más resolutivos son. Y el actual equipo se debería mantener unido en Los Olivos", opina el delegado sindical Ramón Boria, que apostaría por dejar en Santo Grial otras unidades de apoyo como salud mental, infanto-juvenil, bucodental...

La Federación de Barrios Osca XXI también denuncia el retraso que acumula la apertura del centro de salud de Los Olivos y "el estrés y el excesivo volumen de trabajo" que soporta Santo Grial. 

Etiquetas
Comentarios