Despliega el menú
Huesca

COMARCA DE LA LITERA

Binéfar aprueba una ordenanza de convivencia para garantizar el civismo

La norma regulará desde situaciones en las que se vaya en contra de la dignidad de las personas hasta la apertura de chamizos o el tránsito de patinetes.

Obras en la vía pública en Binéfar.
Obras en la vía pública en Binéfar.
Ayto. Binéfar

Desde situaciones que atenten contra la dignidad de las personas hasta la apertura de nuevos chamizos o la circulación de patinetes eléctricos u otros vehículos similares. Son algunas de las prácticas que quedarán ahora reguladas en Binéfar, donde se acaba de aprobar una ordenanza de convivencia y civismo.

El texto ha salido adelante con los votos a favor de PSOE, Ciudadanos y VOX, en el pleno municipal del pasado jueves. Ahora, se encuentra en una fase de exposición, durante la cual los ciudadanos podrán consultar la ordenanza y presentar sus alegaciones. 

El nuevo documento servirá para promover el civismo y la buena relación entre vecinos. En concreto, la ordenanza tiene como misión regular los derechos y deberes de los ciudadanos en relación a los comportamientos y usos sociales.

Algunas de las actuaciones que se declaran como prohibidas según la ordenanza son todas aquellas relacionadas con el atentado contra las personas o contra los bienes públicos. También se regulará la colocación de carteles o pancartas, la emisión de ruidos, los olores y humos, u otras prácticas como acampar en zonas no habilitadas para ello o la venta ambulante.

La ordenanza también detalla los requisitos imprescindibles para que las cuadrillas abran chamizos, o locales de reunión de peñas. Las condiciones son las mismas que el 98% de los grupos ya cumplen, y que suscriben cada año. La única novedad es que, con la ordenanza, se establece la creación de un registro de chamizos. El alcalde de la localidad, Alfonso Adán, ha declarado que se va a reunir con el colectivo para escuchar sus aportaciones.

Y es que la ordenanza, según ha indicado, es un documento vivo, que se puede ir adaptando a las necesidades y al uso conforme pase el tiempo.

Para llegar hasta el texto aprobado, técnicos municipales de varias áreas han estado trabajando durante un año en un borrador. Ahora, con la ordenanza definitiva en la mano, se responde a una reivindicación de los vecinos de Binéfar y también a las recomendaciones del Justicia de Aragón.

La ordenanza lleva consigo un régimen sancionador y otras medidas de aplicación, con infracciones muy graves, graves y leves, que llevan aparejadas las correspondientes sanciones.

Etiquetas
Comentarios