Despliega el menú
Huesca

Gastronomía

huesca provincia

La Ronda de Boltaña pone el broche de oro a una Feria de Otoño de Biescas que ha vendido más de 6.000 kilos de queso

Cerca de 10.000 personas han pasado por el recinto ferial durante el sábado y el domingo.

La Feria de Otoño de Biescas ha vuelto a cerrar este domingo una edición multitudinaria, a pesar de las malas previsiones meteorológicas que había para todo el fin de semana. La lluvia ha aguantado y finalmente ha permitido al público disfrutar del certamen que se ha convertido en un referente de Aragón

Cerca de 10.000 personas han pasado por el recinto ferial durante el sábado y el domingo y se han vendido más de 6.000 kilos de queso, cifras muy similares a las del año pasado, aunque el público ha bajado un poco precisamente por esas amenazas de lluvia que existían. Aún con todo, el comité ferial ha realizado una valoración “muy buena” de la Feria y ahora “ya toca pensar en la próxima edición”, tal y como ha asegurado Nuria Pargada, alcaldesa de Biescas.

Un pilar fundamental de este certamen, que llega todos los años en las mismas fechas coincidiendo con el cambio de estación, son los quesos, junto con la ganadería y los productos agroalimentarios y artesanos. En esta ocasión han participado 28 queserías artesanas, la mayoría de las cuales han participado en el XVI concurso de quesos de Otoño. Un jurado experto seleccionó entre todos los presentados cuatro, para que el público eligiera el mejor a través de una cata popular. En total, han participado en esa cara 3.823 personas, y el queso ganador ha sido el Villa Corona, de El Burgo de Ebro con 1.261 votos. En segundo lugar ha quedado quesos Guara, con 991, en tercero La Val con 839 y en cuarto lugar con 678, quesos Biota.

José Barrau, de Villa Corona se ha mostrado muy contento y agradecido por este premio, que ya ganó también hace dos años con un queso de vaca. En esta ocasión ha presentado al concurso un queso mixto, es decir, “con un 45% de leche vaca, 20% de oveja y otro 20% de cabra, el resto son componentes que se le ponen al producto”, explicaba tras recoger su premio. Además, es un queso con entre 6 y 7 meses de curación. “Estamos muy contentos porque la Feria de Biescas es la más importante de Aragón en cuanto a quesos y esto además supone una mejora a nivel comercial”, aseguraba José. “La mayoría del público que viene a Biescas es entendido en quesos y muy fiel, ya que viene haga bueno o mal tiempo”, añadía. Se trata de una quesería con 33 años de trayectoria y además de quesos curados también elabora otros productos como queso fresco o yogures, entre otros.

En cuanto a la ganadería, la exposición ha contado con un centenar de cabezas, tanto de ovino, caprino y equino y con representación de la Parda de Montaña, Pirenaica, Fleckvieh y Limousin, del propio valle, la Rasa Aragonesa y Churra Tensina, la Raza Pirenaica en caprino, la caballar Hispano-Bretón y el mastín del Pirineo. Los animales han llamado la atención sobre todo de niños, que no han dudado en dar de comer a las ovejas, corderos o caballos. Además, este domingo por la mañana también han tenido lugar las subastas. De raza parda de montaña finalmente no se ha celebrado, ya que no ha habido gente interesada, pero sí de ovino raza tensina. Se han subastado 6 lotes de cinco cabezas y uno de cuatro, con un montante que ha superado los 2.500 euros.

La Feria de Otoño de Biescas ha tenido un recuerdo especial para Máximo Palacios, un vecino de la localidad que murió el pasado mes de mayo y que estaba muy involucrado en todo lo que se realizaba y sobre todo ha sabido mantener las tradiciones con su telar. Una exposición ha mostrado precisamente todos los trabajos realizados, en cuanto a publicaciones, telares o botánica y su hermano Claudio ha recogido un reconocimiento de manos de la alcaldesa de Biescas. “Gracias por el recuerdo tan entrañable que tenéis de Maxi”, ha dicho. 

El párroco Ricardo Mur, que compartió vivencias y muchos ratos con Maxi, ha sido el encargado de recordarlo ante el público que abarrotaba la carpa de La Conchada. Posteriormente, la Ronda de Boltaña, ponía el mejor broche a esta Feria, como hace todos los años, porque su actuación ya es fija en este certamen. No cabía un alfiler en la carpa. El público, también ha degustado la ternera asada.

Etiquetas
Comentarios