Despliega el menú
Huesca

acuerdo con la diputación de huesca

La Escuela de Restauración recuperará los frescos de la Cartuja de las Fuentes

Se trabaja en la implantación de un máster especializado en la rama de pinturas murales, único hasta ahora en España, que estaría vinculado al estudio y trabajo práctico en el conjunto monegrino.

La cartuja guarda una colección muy importante de pinturas murales.
La cartuja guarda una colección muy importante de pinturas murales.
Diputación de Huesca

La Diputación de Huesca consiguió que la Cartuja de las Fuentes pasara a manos púbicas con su compra en 2015 por 261.000 euros. A partir de entonces ha invertido 1,5 millones de euros en la restauración arquitectónica del monumento, que estaba muy necesitado de una reforma desde que con la desamortización de Mendizábal se privatizó. Pero en el interior queda una importante asignatura pendiente, la recuperación de las pinturas murales de Manuel Bayeu, maltratadas por el paso del tiempo y las humedades. 

Ahora, "salvado de la ruina el conjunto monumental y finalizadas ya las actuaciones más urgentes para proteger los frescos", la institución provincial anuncia un convenio con la Escuela de Conservación y Restauración de Bienes Culturales de Aragón para intervenir en los frescos y difundir la obra del que está considerado como "el pintor más destacado de cuantos trabajaron en la provincia durante el siglo XVIII".

Ese acuerdo se concretará, entre otras acciones, en la implantación de un máster especializado en la rama de pinturas murales, único hasta ahora en España, vinculado al estudio y trabajo práctico en el monumento de la comarca de Monegros. "Nos ayudará a avanzar en la dimensión internacional de la Cartuja como referente cultural y también de la escuela con la que tenemos la suerte de contar en Huesca", ha declarado la vicepresidenta y responsable de Patrimonio en la Diputación, Elisa Sancho. 

Lo primero será definir las distintas fases de restauración de las pinturas. Para ello, profesores y alumnas de la Escuela han visitado esta semana el monasterio cartujano, situado en el municipio de Sariñena, que ya va por la cuarta fase de rehabilitación. “Las prácticas del máster se realizarían en el claustrillo, al tratarse de un lugar que consta a la vez de espacios diferenciados con patologías y problemáticas que requieren soluciones teóricas y técnicas distintas”, explica José Miguel Pesqué, técnico de la Diputación, quien está al frente de la coordinación técnica de todo el proceso.

En primer lugar, se someterá a estudio químico la obra pictórica de Bayeu, más de dos mil metros cuadrados distribuidos en techumbres y paredes. Completará el ya realizado tras la compra de la Cartuja, para proceder a un diagnóstico preciso de la situación y determinar así las necesidades del conjunto pictórico, donde queden definidas las fases de intervención futuras y la urgencia relativa en las diferentes áreas.

Una de las actividades que ya están confirmadas situará al complejo histórico y artístico en el punto de mira de las próximas jornadas técnicas organizadas por la Escuela. Especialistas, profesionales y alumnos en restauración de bienes culturales se dan cita en este encuentro cuya programación, prevista para finales de abril y principios de mayo de 2020, estará dedicada de forma monográfica a la Cartuja y recopilarán los últimos avances científicos sobre el conjunto.

Obras en la portería

A la vez, la Diputación de Huesca avanza en el plan director de todo el conjunto y se ultima la redacción del pliego para contratar lo que será el documento analítico y científico que establecerá los criterios para orientar y coordinar las futuras intervenciones de una recuperación integral donde ya ha invertido 1,5 millones de euros.

A día de hoy, las obras están centradas en la cubierta de la antigua portería, procediendo al desmontado de la actual y sustitución de esta por otra, y que se estima puedan estar finalizadas antes de terminar el año. Esta es la primera de las actuaciones contempladas en la cuarta fase, presupuestada en torno a los 700.000 euros y con el apoyo de los fondos Feder, que acabará con la restauración integral de este edificio para convertirlo en centro de acogida de visitantes, además de intervenir en el atrio de la iglesia y en la eliminación de las humedades de la zonas del claustrillo y dependencias anejas.

Etiquetas
Comentarios