Despliega el menú
Huesca

huesca

El juicio con jurado por el asesinato de Naiara se retrasa a la primavera de 2020

La defensas de los tres imputados todavía tienen que presentar los escritos de calificación de los hechos. Las acusaciones ya lo han hecho y coinciden en solicitar la prisión permanente para el asesino confeso.

El fiscal jefe, Juan Baratech, durante su intervención en el a acto de apertura del Año Judicial de Huesca.
El fiscal jefe, Juan Baratech, durante su intervención en el a acto de apertura del Año Judicial de Huesca.
Rubén Darío Núñez

El juicio con jurado que celebrará la Audiencia Provincial de Huesca por el asesinato de Naiara, la niña de 8 años que murió en 2017 en Sabiñánigo tras ser brutalmente torturada por su tío, Iván Pardo, como castigo por no saberse la lección, se celebrará finalmente en la primavera de 2020. Esta es la última estimación de la Fiscalía oscense viendo el momento procesal en el que se encuentra el caso. Y es que las defensas del asesino confeso y del padrastro y la abuelastra de la víctima, que también están imputados, todavía tienen que presentar sus respectivos escritos de calificación. 

Así lo ha asegurado el fiscal jefe de Huesca, Juan Baratech, durante el acto de apertura del Año Judicial celebrado este viernes en la Audiencia. Aunque no ha querido entrar en detalles sobre su escrito de calificación, sí ha destacado la petición de prisión permanente revisable para el acusado de la muerte de Naiara. Una petición que considera "obvia" dada la gravedad de los hechos y que "coincide con la jurisprudencia del Tribunal Supremo", ha destacado. 

A preguntas de los medios de comunicación, el presidente de la Audiencia, Santiago Serena, no ha podido concretar la fecha aproximada del juicio y tampoco se ha mostrado preocupado por el revuelo mediático que puede llegar a generar la vista oral. "Nosotros tenemos que resolver los casos que nos lleguen de la mejor manera posible, no tenemos miedo ni no miedo", ha dejado claro.   

Cabe recordar que la Fiscalía ha solicitado la pena de prisión permanente revisable para Iván Pardo por un delito de asesinato con alevosía, ensañamiento y vulnerabilidad de la víctima, que tenía 8 años. También reclama que no pueda acercarse a los padres de la niña a una distancia inferior de 500 metros ni residir en Sabiñánigo durante 10 años e indemnizaciones de 100.000 euros para la madre y de 70.000 para el padre. 

Además, el Ministerio Público le pide 3 años de cárcel por el delito de violencia psíquica y física habitual en el ámbito familiar, que hace extensible también a Nieves Pena, la abuelastra de la menor, y a Carlos Pardo, padrastro, por el mismo delito. En los tres casos con la accesoria de prohibición de tenencia de armas durante 5 años e inhabilitación para ejercer la patricia potestad, tutela, guarda o acogimiento. 

Por su parte, la acusación particular de Mariela Benítez, madre de Naiara, solicita para Iván Pardo la prisión permanente revisable por un delito de asesinato con alevosía y ensañamiento, y 150.000 euros de indemnización.

Mientras, la acusación particular de Manuel Briones, padre de Naiara, pide también la prisión permanente revisable por un delito de asesinato con agravantes (25 años) y otro contra la integridad física y moral (4 años y medio), además de 300.000 euros de indemnización. Y para la abuelastra y el padrastro, 15 años por un delito de asesinato por comisión por omisión y 3 más por otro contra la integridad física y moral.

Etiquetas
Comentarios