Huesca

rescates

La Federación Aragonesa de Montañismo propone campañas a nivel nacional para prevenir accidentes 

La mayoría de los rescatados son de fuera de Aragón. Este verano hay más muertos en la montaña que en las carreteras de la Comunidad Autónoma.

Luis Masgrau, presidente de la Federación Aragonesa de Montañismo
Luis Masgrau, presidente de la Federación Aragonesa de Montañismo
Heraldo.es

Once rescates, dos personas fallecidas y nueve heridas. Es el triste balance un fin de semana nuevamente trágico en el Pirineo aragonés, donde desde el 1 de junio han perdido la vida 14 personas. La montaña se ha cobrado en este tiempo más víctimas mortales que los accidentes de tráfico en la Comunidad, con 13 muertos durante este mismo periodo.

El presidente de la Federación Aragonesa de Montañismo, Luis Masgrau, entiende que el número de accidentes en la montaña y los barrancos de la provincia de Huesca está en relación con la cantidad de personas que acude durante el verano al Alto Aragón. En su opinión, sería necesario ampliar las campañas de prevención que se llevan a cabo en el territorio a nivel nacional y coordinarlas, "con el mismo mensaje, como se hace con los accidentes de tráfico". "Esa es la clave, que haya abundante información y en diferentes idiomas", añade.

Según Masgrau, esta es la gran asignatura pendiente. "Hacemos campañas hace 21 años, se hace un trabajo importante de prevención y concienciación con Montaña Segura , pero la gran mayoría de los que se accidentan son de fuera de Aragón". De hecho, Francia y Cataluña son los lugares de procedencia de más del 40% de las personas rescatadas hasta ahora. Pero en lo que va de verano hay auxiliados de 19 provincias españolas diferentes. Entre ellas, Zaragoza ocupa el segundo lugar, seguida de Madrid, Guipúzcoa, Huesca y Valencia. Además, hay diez países distintos como Alemania, Bélgica y otros más inusuales como Venezuela, EE. UU., Líbano o Bulgaria. El escalador de 21 años fallecido el domingo en Rodellar era de Israel.

"Es más difícil llegar a quienes están fuera de Aragón", comenta Luis Masgrau. El presidente de la FAM reconoce que en la Federación están preocupados por el incremento de los accidentes en montaña. "La prevención es el abecé de nuestro deporte, ya que cualquier error puede costarte la vida", apostilla. Según explica, en coordinación con la Federación Española, las territoriales desarrollan jornadas y cursos que llegan a los federados, "pero el gran problema es que lleguen al ciudadano en general". Es aquí donde la administración tiene que jugar el papel fundamental, ya que para una campaña de prevención global hacen falta recursos económicos.

"El Gobierno de Aragón ha hecho un gran esfuerzo en vender el turismo de naturaleza, que en la Comunidad supone el 11% del PIB y en Huesca, llega al 13 o 14%", explica el presidente de la FAM. "Parte de este dinero se podría destinar a estas campañas, que deben ser transversales y tienen que involucrar a las comunidades autónomas vecinas como Navarra, País Vasco Cataluña y Valencia", señala Masgrau.

No es la primera vez que el portavoz de los montañeros aragoneses lanza esta propuesta. Para Masgrau, el mensaje de la prevención de accidentes en montaña tiene que estar presente durante todo el año "para que vaya calando". "La cultura montañera se consigue con formación, información y educación, y eso significa mucho años", añade.

En Aragón, donde uno de cada 100 ciudadanos está federado a través de un club de montaña, el mensaje parece asumido. "Pero la gran mayoría de los que se accidentan son de fuera", insiste el presidente de la FAM. Comenta que en los últimos días de agosto y primeros de septiembre "el incremento de siniestros ha sido brutal". En lo que va del mes de septiembre son tres las personas que ha muerto.

El incremento de la edad

Luis Masgrau destaca asimismo "el aumento de la edad en los accidentados y los fallecidos". El pasado sábado se rescató a un hombre de 65 años que perdió la vida en el pico Palas, en Sallent de Gállego, por una caída. "El montañero de toda la vida sigue haciendo tresmiles con 65, 70 o 75 años... Hay picos preciosos en Ordesa, pero la gente quiere cimas de nivel", comenta. "Hay lugares muy difíciles para gente de 20 y de 70 años y hay muchos accidentes por caídas", resalta.

Se accidentan los expertos y también quienes confían demasiado en sus capacidades y no tiene experiencia: "Una excursión por la montaña debe prepararse pero hay mucha gente que se pone a andar sin saber a dónde va ni que se va a encontrar, tanto a la subida como a la bajada. Después, se bloquean y sufren cuadros de ansiedad, que se ven mucho este verano en el Pirineo aragonés".

Etiquetas
Comentarios