Huesca

fauna salvaje

Un oso daña otro colmenar pero la DGA descarta la muerte de una vaca en Plan

Un ganadero avisó a los agentes forestales al encontrar el cadáver de una res despeñada y a otra herida   

El ganadero cree que las heridas de esta vaca han estado provocados por el zarpazo de un animal salvaje.
El ganadero cree que las heridas de esta vaca han estado provocadas por el zarpazo de un animal salvaje.
Heraldo

Una semana después de que la osa Sarousse provocara daños en 26 colmenas en Seira, se ha producido otro ataque a una explotación apícola en la misma comarca de la Ribagorza. El Gobierno de Aragón ha confirmado este miércoles que el día anterior se avisó a los agentes de la patrulla oso de un incidente en Bisaurri, "y los técnicos constataron que había 12 colmenas afectadas".

El primer ataque se atribuyó a esa hembra, introducida en Francia desde Eslovenia en 2006 pero que acabó instalándose en la Ribagorza, y se sospecha que el segundo tiene la misma autoría. Las cámaras de fototrampeo la captaron en la zona el 25 de agosto. La Unión de Agricultores y Ganaderos de Aragón dice que son ya 105 las colmenas destrozadas en lo que va de año.

Sin embargo, el departamento de Agricultura asegura que "no se han constatado indicios que concluyan que haya habido un ataque de oso" en el municipio de Plan, donde un ganadero ha encontrado a una vaca muerta y a otra herida. Los osos solo acometen al ganado menor, aunque Goiat, cuya presencia en el valle se ha confirmado este verano,  es una excepción. 

El ganadero de Plan afectado ha explicado que una res de su rebaño se despeñó y otra tenía heridas en el lomo que atribuye a las garras de un animal salvaje. Las vacas pastan en el monte, cerca de la ermita de la Virgen de Plan. En opinión de este criador, que prefiere no dar su nombre, las circunstancias en que ha aparecido la vaca "no son normales". "Me han dicho los vigilantes que igual otra la ha empujado, pero no me lo creo. No podemos estar con ellas todos los días, tenemos que trabajar en otras cosas para sobrevivir", ha comentado, lamentando las pérdidas, estimadas en más de 1.000 euros, que no confía en recuperar, ya que la patrulla del oso descarta que se trate del ataque del animal salvaje.   

Etiquetas
Comentarios