Huesca

alerta por tormentas

El temporal de lluvias, con hasta 119 litros, solo alivia la prolongada sequía

En el aeropuerto de Huesca se han recogido casi más de 70 litros, récord en un mes de agosto desde 1956.

Mapa de la CHE con las precipitaciones caídas este martes.
Mapa de la CHE con las precipitaciones caídas este martes. El punto negro, con más de 100 litros, está en el entorno de Capella.
SAIH Ebro

Las intensas lluvias registradas desde la tarde del lunes hasta el mediodía del martes, que dejaron más de 100 litros por metro cuadrado en algunas localidades de la Comunidad, servirán para aliviar en parte la prolongada sequía de este verano, que mantiene bajo mínimos los embalses. El frente, acompañado de temperaturas más bajas, trajo también la primera nevada en el Pirineo, por encima de los 3.200 metros.

Las precipitaciones no cayeron en tromba, fueron más persistentes que intensas. Esto, unido a la sequedad del terreno, evitó las inundaciones, y solo hubo crecidas ordinarias en los ríos y pequeños desprendimientos en las carreteras. Precisamente, en las labores de limpieza de uno de ellos, en el acceso al cañón de Añisclo, resultó herida grave una trabajadora del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido al caerle en la cabeza una piedra. 

Donde más ha llovido ha sido en la localidad ribagorzana de Capella. Los pluviómetros que tiene instalados la Confederación Hidrográfica del Ebro han registrado 108 litros por metro cuadrado en ese lugar, 69 en el embalse de Barasona, 63 en el de Montearagón o 59 en Mediano, un pantano que representa la imagen de la sequía, ya que tras meses sin llover apenas hay agua. En otros puntos de la cuenca del Ésera se han superado los 50 litros, la misma cantidad que ha caído en la sierra de Guara o en la Hoya de Huesca.    

Zaragoza ha amanecido este martes don lluvia y con un descenso de las temperaturas, que era patente, por ejemplo, en la plaza de España, donde a las 9 de la mañana, el termómetro marcaba 13 grados.

Este ha sido el episodio de lluvias "más significativo" de un verano caracterizado por ser menos tormentoso que los anteriores, según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). En el Alto Aragón, donde el temporal fue especialmente activo, apenas ha llovido en julio y agosto. Se necesitarán más precipitaciones como estas para poner fin a la sequía, ya que el suelo ha absorbido casi todo el agua.

Récord de agosto desde 1956 en Huesca

La localidad de Capella (Huesca), con 119 litros por metro cuadrado, encabezó el ranquin, seguida de Castejón de Valdejasa (Zaragoza), con 104. Los registros más significativos se produjeron en la comarca de la Ribagorza (al dato de Capella se suman los 77 l/m2 de Castigaleu o los 60 de Benabarre), pero el frente se extendió por todo el Pirineo (45 litros en Panticosa y 67 en Gistaín) y también por el centro y sur de la provincia, donde algunas estaciones meteorológicas batieron su récord. 

Es el caso de la del aeropuerto de la capital oscense, donde se midieron 77 litros, un dato por encima del máximo histórico de lluvia en 24 horas para este mes, que data del 6 de agosto 1956 (59,8). No fue excepcional, y cerca estuvieron Almudévar (79), Sariñena (46) y Barbastro (51). En la comarca del Somontano, la lluvia obligó a retrasar la vendimia, que debía comenzar este martes.

  

#ObservaciónAEMET Está lloviendo con intensidad en muchas zonas del nordeste peninsular. En el aeropuerto de #Huesca se han recogido 72,4 litros/m² entre las 09:00 hora local de ayer y las 09:00 de hoy («día pluviométrico»). Es su récord de lluvia en 24 horas para agosto. pic.twitter.com/GRRvzgdcTj

— AEMET (@AEMET_Esp) 20 de agosto de 2019

Se notó la crecida en los ríos, hasta esta semana en niveles mínimos. En la margen izquierda del Ebro, desde el Arbas hasta el Noguera-Pallaresa, hubo crecidas ordinarias sin desbordamientos, lo que la Confederación Hidrográfica atribuye a la sequedad del terreno. Sin embargo, recomendó extremar la precaución si se realizan actividades en zonas próximas a los cursos de agua, como el barranquismo, debido al repentino aumento de caudal en cursos estrechos. Además, los embalses han absorbido sin problemas este incremento, al tener sus reservas bajo mínimos. Mediano, que está al 17% de su capacidad, solo registró un ligero repunte.

El delegado de Aemet en Aragón, Rafael Requena, destacó la generalización del fenómeno (casi todas las localidades de la mitad norte de la Comunidad registraron más de 30 litros), así como su persistencia. El frente estacionario apenas avanzó durante la noche. Solo hubo algún episodio torrencial en el municipio de Sopeira, donde en 10 minutos cayeron 10 litros. "Ha sido más significativo por su persistencia que por tormentas puntuales", declaró. Esto explica que no haya habido grandes incidencias, salvo desprendimientos y caída de piedras y ramas en las carreteras.

El servicio de emergencias del 112 recibió avisos por afecciones en una veintena de tramos de la red principal y secundaria, que se solventaron rápidamente sin tener que cortar la circulación. En la provincia de Huesca se produjeron en Bonansa, Alberuela de Laliena, Alcubierre, Azlor, Puente de Montañana, Lascellas-Ponzano, La Puebla de Roda, Alcubierre, Barbastro, Abizanda, Plan, Castejón de Sos, Benasque, Graus, Buera y Puyarruego; y en la de Zaragoza, en Morata de Jalón y Salvatierra de Escá.

La alerta meteorológica, que obligó a activar el Plan Territorial de Protección Civil de Aragón, se cerró a las 15.00. Por la tarde se esperaban algunas tormentas, más probables en la Ibérica turolense. El aviso, de menor nivel, sigue hoy en el sur de esta provincia, donde se anuncian más lluvias y tormentas que podrían descargar 20 litros en una hora. De cara al fin de semana, la situación mejora y sube las temperaturas.   

Etiquetas
Comentarios