Despliega el menú
Huesca

huesca

Los dos vecinos que vieron por última vez a Jesús Ríos dicen que "no parecía agotado"

La Guardia Civil finaliza el sexto día de búsqueda infructuosa de este mexicano de 71 años que permanece desaparecido desde el sábado en Vió. Los drones han hecho vuelos de hasta 9 horas en busca de algún rastro.

Los dos vecinos de Morillo de Sampietro asomados al balcón por el que uno de ellos vio pasar a Jesús Ríos.
Los dos vecinos de Morillo de Sampietro asomados al balcón por el que uno de ellos vio pasar a Jesús Ríos.
A. M.

La Guardia Civil cumplió este jueves el sexto día de búsqueda infructuosa de Jesús Ríos, un mexicano de 71 años que sigue desaparecido desde el sábado en Vió, en la comarca Sobrarbe. Sus hijos, no obstante, mantiene la esperanza porque aseguran que conoce las plantas y cómo buscar alimento y administrar sus fuerzas para sobrevivir.

El operativo se activó a las 8.30 coordinado por el capitán jefe de la 3ª compañía de Graus y el teniente jefe de la Sección de Montaña. Ambos dirigieron a ocho especialistas de Montaña de Jaca, Boltaña, Panticosa y Benasque, un perro de búsqueda de la 8ª Zona de la Guardia Civil con sede en Zaragoza, 11 agentes de Seguridad Ciudadana de los puestos de Fiscal, Boltaña, Graus y Benasque, siete agentes de protección de la naturaleza de la DGA, nueve voluntarios, tres operadores de drones profesionales y cuatro drones de la Guardia Civil.

Durante la jornada incidieron en la realización de forma continúa de rápeles por parte de los especialistas y en zonas escarpadas. Para ello, se dividió el área de rastreo en ocho sectores, ampliando el radio de búsqueda en dirección este, oeste y sur.

Los drones de alta resolución batieron una amplia zona, llegando casi a las nueve horas de vuelo, visionando las imágenes de forma pormenorizada en un ordenador para ver al detalle cualquier tipo de rastro que pudiera haber en el terreno. Este viernes se volverá a activar el operativo.

Un pastor le indicó cómo volver por un camino más corto

Mientras, la familia trata de reconstruir los últimos movimiento de Jesús Ríos antes de su desaparición. Hasta ahora se sabe que salió a pasear desde Vió, donde vive su hija. Todas las mañanas partía entre las 7.30 y las 8.00 para volver en torno a las 9.30. Pero el sábado se alargó más. La última vez que lo vieron fue sobre las 11.00 en Morillo de Sampietro. Se encontró con un pastor que dice que Jesús le preguntó cómo volver a casa y le indicó un camino diferente al que había tomado a la ida que era más corto pero también más complicado por la maleza. Le acompañó incluso hasta el comienzo de ese sendero y en ese punto se perdió de vista.

También lo vieron dos vecinos. Rafael Ramírez estaba colocando un comedero de pájaros, sobre las 11.00, y le vio pasar andando "bastante fresco", aunque no llegó a hablar con él. Mientras, Olga Ramírez se topó con él también cuando paseaba con su primo con la pista que va a Boltaña. "Solo nos saludamos pero le vi bien físicamente, no parecía que estuviera agotado", recuerda.

Etiquetas
Comentarios